El volcán ecuatoriano Tungurahua arroja lava y cenizas

Durante la madrugada de este lunes ocurrieron tres explosiones con mayor intensidad energética que provocaron la vibración de los ventanales de las casas que rodean al coloso, mientras que las columnas de vapor alcanzaron los tres kilómetros de altura

Autor:

Juventud Rebelde

Tres explosiones de gran intensidad energética despertaron a los habitantes de las poblaciones aledañas al coloso ecuatoriano situado a 135 kilómetros al sur de Quito, donde también se reportó caída de cenizas.

El estatal Instituto Geocientífico (IG) de Quito, informó a Telesur que el volcán Tungurahua, en el centro andino de Ecuador, arrojó lava y ceniza durante este lunes, lo que aumenta el mayor proceso eruptivo registrado desde 1999.

El organismo señaló que la actividad se mantiene en un nivel considerado como «moderado» con tendencia de comportamiento ascendente y agregó que en las últimas 24 horas el volcán expulsó material incandescente en forma de bloques y fuentes de lava, además de columnas de vapor y ceniza.

Según el IG se han recibido reportes de moderadas caídas de ceniza en poblaciones aledañas al macizo de cinco mil 29 metros de altura, situado a 135 kilómetros al sur de Quito.

Durante la madrugada de este lunes ocurrieron tres explosiones con mayor intensidad energética que provocaron la vibración de los ventanales de las casas localizadas en las poblaciones que rodean al coloso, mientras que las columnas de vapor alcanzaron los tres kilómetros de altura con dirección al occidente y sur occidente.

Aunque en pequeños porcentajes, los vigías de la montaña reportaron la caída de ceniza en Manzano, Chonglontus, Palictahua, y Cahuají.

La actividad del Tungurahua (palabra quichua que significa garganta de fuego) se ha venido incrementando en las últimas dos semanas, luego de haber descendido a niveles considerados «muy bajos».

El gobernador de la provincia ecuatoriana de Tungurahua, donde se sitúa el volcán, Juan Mora, aseguró que ante la situación, las autoridades reactivaron los planes de contingencia que incluyen la evacuación de eventuales afectados en las poblaciones de mayor peligro e indicó que en la zona de riesgo aún viven 50 familias.

En las faldas del volcán hay varias poblaciones como la turística Baños, con unos 15 mil habitantes que en 1999 fueron evacuados a la fuerza y volvieron a sus casas después de varios meses.

El Tungurahua alcanzó su mayor pico de actividad en agosto de 2006, y causó la muerte de seis campesinos, y en varias ocasiones han ocurrido violentas erupciones que han desatado la alerta roja.

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.