La mujer más longeva de Europa cumple 116 años

Nacida el 29 de noviembre de 1899, la italiana Emma Morano es la segunda anciana con más edad del  mundo, por detrás de la estadounidense Susannah Mushatt Jones, nacida cuatro años antes

Autor:

Juventud Rebelde

ROMA, noviembre 30.— La italiana Emma Morano, la mujer más vieja de Europa, acaba de cumplir 116 años y su secreto podrían ser los tres huevos  diarios que comió durante gran parte de su vida, afirmaron este lunes los  periódicos italianos, reporta AFP.

Nacida el 29 de noviembre de 1899, Morano es la segunda mujer más vieja del  mundo, por detrás de la estadounidense Susannah Mushatt Jones, nacida cuatro  años antes, cuenta el periódico de Turín La Stampa.

Los genes tienen seguramente algo que ver con su longevidad —su madre murió  a los 91 años y unas de sus hermanas a los 107— hasta el punto que su ADN será estudiado en la universidad de Harvard.

Este mujer enérgica vive en un apartamento de dos habitaciones y solo aceptó ayuda el año pasado. «Con la fuerza de la voluntad todo es posible», afirma.

Esa misma fuerza le llevó, en 1938, a separarse de su marido violento, que le pegaba, poco después de que perdieran a un bebé de siete meses. Fue así como a los 39 años, en una época en la que no existía el divorcio, decidió vivir sola «porque no quería depender de nadie», explicó en febrero al New York Times.

Hasta los 75 años fue obrera en el sector textil y ha vivido casi toda su vida en la pequeña localidad de Verbania, en el Piemonte, cerca de Lago Mayor, cuyo clima le había recomendado un médico.

A los 20 años, cuando tenía anemia, otro médico le recomendó comer dos  huevos crudos y uno cocida cada mañana, un consejo que siguió hasta los 110  años, lo que supone cerca de 100.000 huevos en toda una vida.

Quizás sea este el secreto de su buena salud, certificada por Carlo Bava, el médico que la cuida desde que tenía 90 años.

«Es consciente de la suerte que tiene de seguir viva», aseguró el médico en el New York Times. «Si todos mis pacientes fueran como ella me habría pasado la vida leyendo el periódico».

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.