Hay menudo para vuelto

Según Julio A. Pérez Álvarez, director de Emisión y Valores del Banco Central de Cuba, es absolutamente falsa la pretendida falta de menudo en la circulación monetaria que aducen ciertas unidades comerciales y de servicios, para negarles el vuelto a los clientes.

Pérez Álvarez confirma «que existe disponibilidad de moneda fraccionaria en todas las sucursales bancarias», en carta de respuesta a la inquietud al respecto de la lectora capitalina Yanelis Baños, reflejada aquí el pasado 28 de mayo.

Explica el funcionario que «sobre ese asunto se trabaja de conjunto con los organismos con redes de establecimientos comerciales, a fin de que se eleve el nivel de exigencia y se garantice que los comercios den vueltos y hagan cambios de billetes por monedas fraccionarias como es su deber».

Entonces, acerca de estas supuestas «crisis de menudo», uno deduce que son creadas artificialmente por empleados de la red comercial y de servicios, como una vía de engrosar sus bolsillos casi forzosa, a costa de los clientes.

Pérez Álvarez precisa que «cualquier irregularidad en una oficina bancaria sobre este o cualquier otro asunto, puede ser informada al teléfono 868-3535, todos los días de la semana, en el horario de 8 y 30 a.m. a 8 y 30 p.m.».

La segunda carta es la respuesta de Reinerio Feria Sánchez, director de Servicentros de la Corporación CIMEX, a la denuncia del chofer de taxi Alexis Mitjans, reflejada en esta columna el pasado 3 de junio.

Entonces Mitjans señalaba que él labora en el horario de la madrugada, y después de las 12 de la noche es común que los servicentros CUPET-CIMEX presenten dificultades para prestar servicios, aludiendo que no tienen combustible, que la pipa acabó de descargar, que están «cuadrando la caja», o que tienen problemas con el POS y no pueden pasar las tarjetas magnéticas. Y muchas veces permanecen cerrados, insistía Mitjans.

Al respecto señala Reinerio que un funcionario de esa dirección se entrevistó el 4 de junio con Mitjans para abundar en su queja y precisar datos más concretos que permitiesen un análisis puntual y la toma de medidas en los casos que procediesen. Pero lamentablemente el quejoso no pudo precisar detalles en cuanto a fechas y horas, pero sí señaló algunos servicentros en los cuales ha confrontado problemas: La Copa, en Playa, y El Jardín y Riviera, en Plaza de la Revolución.

Aun así, agrega Reinerio, no fue posible concretar informaciones reveladoras, pero sirvió de alerta a los responsables de esas unidades y a la directiva de Servicentros CUPET-CIMEX.

El funcionario refiere que, no obstante, están desarrollando inspecciones sistemáticas en toda la red, tanto diurnas como nocturnas. Y cuando se detecta un problema, de inmediato se toman las medidas disciplinarias consiguientes. Asimismo se analizan las cantidades de operaciones nocturnas que se hacen por cada turno de trabajo. Y confirma que «aún no nos sentimos satisfechos, por cuanto se siguen presentando puntualmente situaciones y malestar con la calidad del servicio».

La tercera carta es la respuesta de Eduardo Molina, director general de Acueducto y Alcantarillado del Sur, a la denuncia del lector Ángel Mario Pérez, revelada aquí el pasado 15 de mayo. Ángel Mario señalaba que en la esquina de Vento y Rodríguez Morine, en la capital, se encontraba una toma de agua del Canal de Albear, donde se abastecían los camiones-cisterna.

Y cuando las pipas se abastecen, es mucho el agua que se derrama fuera. Cuando concluyen, la manguera de servicio se queda botando día y noche: despilfarro, acumulación de agua ideal para mosquitos. Y como si fuera poco, la toma de agua generaba accidentes, pues ubicada en el mismo punto de visión para cruzar la avenida Vento, impedía visualizar la cercanía de un vehículo.

Responde Molina que la demora en trasladar la toma se debió a la lentitud de Planificación Física en autorizar el traslado de la misma a un nuevo lugar. Por lo pronto, se determinó cerrarla hasta tanto se pueda reinstalar en un sitio que no ocasione las citadas molestias.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.