Más presión con la presión hídrica

El pasado 1ro. de septiembre esta columna reflejó algo muy grave: la seria escasez de agua en el Hogar de Ancianos Bernarda del Toro, sito en el Barrio Obrero, del municipio capitalino de San Miguel del Padrón.

El alerta lo daba Isora Acosta, cuyo padre está internado en esa institución, quien destacaba el esfuerzo que hacen allí los trabajadores del hogar, quienes ante la sequedad deben acarrear el agua en cubos desde un hidrante en la esquina.

Al respecto responde el arquitecto Antonio R. Lago, director general de la Empresa de Acueducto y Alcantarillado del Este, quien refiere que ese centro geriátrico posee dos reservorios: uno que se abastece desde la fuente de El Gato, y otro que se alimenta de la fuente de Torre 19.

Se le realizó un seguimiento a la entrada de agua durante siete días y arrojó problemas de presión, que imposibilitan caudal suficiente para garantizar la demanda del hogar. Y esa baja presión en las redes, entre otras causas, se debe a que el centro está ubicado en la zona más alta del reparto. Por ello, añade, se realizaron estudios para determinar las presiones y caudales necesarios y así buscar la solución más viable.

Se sustituyó la acometida que abastece desde la fuente de abasto de El Gato por una de mayor diámetro, lo cual mejoró notablemente el caudal de entrada, asegura Lago.

Independientemente de que Salud Pública le suministra agua mediante pipas al hogar, señala, Acueducto del Este ha incluido a ese centro en el plan diario del servicio de agua por carros-cisterna, hasta tanto se solucione el problema de la presión en las redes de la zona alta del reparto.

Resalta Lago las acciones que a lo largo del presente año se han acometido para solucionar el desabastecimiento por redes en ese territorio. Quedan aún zonas como el Barrio Obrero, donde existe poca presión en el sistema. En estas, de conjunto con otras empresas del Instituto Nacional de Recursos Hidráulicos, «se trabaja en solucionar esta problemática en el menor tiempo posible, dependiendo de la disponibilidad de los recursos», subraya.

Una noticia para el globo

Parece ser que comienza a despejarse el camino de la escasez de agua para los vecinos del reparto El Globo, en el municipio capitalino de Boyeros.

El ingeniero Eduardo Molina, director general de la Empresa de Acueducto y Alcantarillado del Sur, informa en carta a esta sección que esa zona cuenta con un proyecto para la ampliación de las redes hidráulicas, como parte del Programa de Rehabilitación de la Ciudad. Y dicho proyecto se ejecutará en la segunda quincena de enero de 2010.

El anuncio es parte de la respuesta de Molina a la queja del lector Armando Yáñez (calle 315 número 5605, entre 60 y 62, reparto El Globo), reflejada aquí el pasado 4 de octubre.

Molina asegura que mientras tanto se mantendrá el servicio de agua por pipas, el cual se cumple en un ciclo de diez días. Y anexa como prueba las «hojas de ruta» y el «conduce» del camión-cisterna que habitualmente abastece allí.

Lo que no se responde en la carta de Molina es la inquietud de Yáñez acerca del porqué Acueducto, cuando hace un tiempo trabajó allí, cambió las tuberías maestras de la zona y solo sustituyó la mitad; al punto de que las otras quedaron pendientes.

Al menos hay que agradecer cualquier trabajo que se vaya haciendo —siempre que se acometa con calidad y rigor— para irnos liberando del absurdo derroche energético que supone transportar agua en pipas. Que estas queden apenas para casos excepcionales y justificados.

 

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.
Multimedia
Videos
Fotografía
Opinión Gráfica

Mi voto