Un «bache» de ETECSA en Holguín

El pasado 22 de enero, el lector Juan Bracho, de la localidad holguinera de Banes, contaba que en noviembre de 2010 comenzó a tener problemas con la batería de un teléfono celular de fabricación china, marca Huawei T201, adquirido el 15 de marzo de ese año. Y precisaba que, si al principio le daba carga a la batería cada cuatro o cinco días, ya para entonces debía de hacerlo antes de las 24 horas de haberla cargado, incluso sin haber usado el celular.

Bracho fue a la oficina comercial donde adquirió el teléfono, y allí le dijeron que nunca habían comercializado esa marca de batería. En el Centro de Negocios de la provincia, y en otros municipios, le informaron que no tenían las baterías de marras. Llamó a Atención al Cliente, y le reiteraron la inexistencia de las mismas.

Bracho cuestionaba: «¿Por qué Cubacel, cuando adquiere los equipos en el exterior, no compra accesorios tan necesarios como las baterías? ¿Qué será de mi línea y mi saldo de cuenta cuando la batería no trabaje más? ¿Tendré que adquirir otro celular con el temor de que suceda lo mismo?».

Al respecto, responde Hilda Arias, vicepresidenta de ETECSA, que, efectivamente, en la fecha en que Juan Bracho necesitaba obtener una batería para su teléfono, no la había en los puntos de venta de la provincia de Holguín.

Aclara que los productos comercializados por ETECSA prevén un servicio de posventa que incluye garantía, reparación y la posibilidad de obtener los accesorios e insumos necesarios. En el caso de los teléfonos Huawei T201, señala, está previsto garantizar las baterías para ellos.

«No obstante —afirma—, y a pesar de nuestra voluntad, por dificultades presentadas en la distribución de productos en el territorio de Holguín, se originó un déficit de los mismos por un tiempo superior al esperado, y en ese momento fue imposible garantizar la existencia de las baterías en la red de ventas de la provincia».

Subraya que ante tal situación, y para garantizar la continuidad del servicio telefónico a Bracho, el departamento de Servicios Móviles realizó gestiones en una provincia vecina y adquirió la citada batería, lo cual permitió que en pocos días se le pudiera entregar de forma personal, al tiempo que se le ofrecieron disculpas por la molestia, extensivas a otros clientes que pudieran haberse visto en la misma situación.

Asegura Arias que en estos momentos se ha confirmado la normalidad en la existencia de baterías para ese tipo de equipo, de acuerdo con la política establecida en ETECSA para garantizar la venta y posventa de los equipos e insumos que comercializa. Y concluye afirmando que «a pesar de las gestiones realizadas, y a la citada normalización de los insumos, este caso nos muestra que debemos continuar mejorando los mecanismos para la retroalimentación de información del personal del primer nivel de contacto con nuestros usuarios».

Un sueño ese ranchón

Cecilia Calvo (edificio 21, escalera B, Apto. 18, Micro 3, reparto Abel Santamaría, Santiago de Cuba) escribe una carta de gratitud, en nombre de un grupo de profesoras de la Universidad de Oriente que decidieron celebrar el cumpleaños de una de ellas en el restaurante Ranchón Sueño, de esa hermosa ciudad.

Precisa Cecilia que, ya a primera vista, el sitio las recibió con impecables limpieza y organización. Al momento fueron atendidas con suma amabilidad, y disfrutaron de un magnífico trato y una oferta gastronómica exquisita y dinámica, como debía ocurrir en cualquier centro de ese tipo en Santiago.

«Ese restaurante —añade— cuenta con un personal muy amable, con gran sentido de pertenencia y muy profesional, atento a cualquier deseo de sus clientes. Gracias a los compañeros que laboran en el Ranchón Sueño: su administrador, Rafael Caballero; el cocinero Enrique Docazar, la capitana Yamilé de la Torre, y el barman.

De acuerdo con las recomendaciones de las profesoras, ese ranchón es el sueño de cualquier cliente, después de no pocas pesadillas gastronómicas.

 

 

 

 

 

 

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.
Multimedia
Videos
Fotografía
Opinión Gráfica

Facebook