Mavie recuperó su casa - Acuse de recibo

Mavie recuperó su casa

La tirante historia de la doctora Mavie Méndez Ramos se cerró el pasado 8 de agosto, cuando le entregaron las llaves de su casa en el reparto Chibás, en la capital, que había sido ajudicada a otro núcleo familiar mientras ella permanecía en el exterior, acompañando a su esposo en una misión de trabajo.

La noticia la envía ahora Mavie, quien apareció por primera vez en esta columna el pasado 17 de abril, cuando contó que después de muchos trámites y gestiones a la vuelta del exterior, se le reconoció el derecho a la casa mediante la Resolución 297 del 14 de marzo de 2011, de la Dirección Municipal de Vivienda de Guanabacoa.

Dicha Resolución se iba hacer efectiva mediante la entrega a Mavie de otra vivienda, y ella interpuso una demanda, la cual fue declarada Con Lugar por la Sala Segunda del tribunal Provincial de La Habana.

Entonces, la Dirección Municipal de Vivienda estableció recurso de casación ante el Tribunal Supremo Popular, el cual, mediante la Sentencia 1322 del 31 de octubre de 2011, declaró Sin Lugar dicho recurso, y reafirmó el derecho de la doctora al inmueble.

En Vivienda municipal le dijeron que no eran los indicados de hacer cumplir el fallo, pues la Dirección Provincial de Vivienda era la que debía reubicar a la familia que ocupaba la casa de Mavie. Sin rendirse, Mavie me escribió.

El pasado 22 de junio, reseñé la respuesta al respecto de Liudmila Mejías, directora provincial de la Vivienda, quien acotaba que la casa había sido asignada «por necesidad oficial» a la familia ocupante por la Comisión de Distribución Provincial, mediante Acuerdo 1085 del Acta 24 de la tercera semana de junio de 2009.

La directiva coincidía con los datos de Mavie, en cuanto a los procesos de los Tribunales. Y este redactor comentaba que «no queda claro por qué fue entregada a otra familia una vivienda que, posteriormente, los propios Tribunales reconocieron como propiedad de la doctora».

La Directora apuntaba que se había evaluado la reubicación de la familia que ocupaba la vivienda por la Comisión Provincial de Distribución, y contaban con una propuesta que estaban tramitando, para hacer cumplir la sentencia.

La Directora concluía asegurando que nos mantendría al tanto de la solución definitiva del caso. Pero no lo ha hecho hasta ahora. Y es Mavie quien nos da la nueva de la devolución de la casa, y de lo que sucedió después de la segunda publicación del caso:

Fue citada al Tribunal Provincial, al igual que el ocupante beneficiado, para un proceso de seguimiento de la sentencia: preguntaban a ambas partes si ya se había cumplido esta última, y en caso de que no, se indagaban causas y responsables. Este procedimiento se hizo en varias ocasiones, hasta que se cumplió el fallo el pasado 8 de agosto.

«Me siento muy satisfecha —refiere Mavie— porque logré regresar a mi casa con mis hijos y mi esposo. Aunque el proceso duró más de tres años, se demostró que la paciencia, la perseverancia, y la confianza en nuestro sistema jurídico, la prensa y la PNR, finalmente triunfan.

«Ninguna de las dos familias fueron perjudicadas. Nosotros recuperamos nuestra vivienda; y el otro núcleo tengo entendido que también fue ubicado en una con similares condiciones.

«A las personas que se encuentran en casos parecidos, les exhorto a seguir por el camino de las leyes, y que no se amilanen ante la demora de los procesos. Que hagan públicos sus derechos con la verdad en el corazón. Gracias a todos los que me ayudaron y apoyaron».

Y en esta, su última carta, Mavie esclarece algo que no aparecía en la primera, para duda de este redactor y de quienes siguieron el caso: la casa, cuando la entregaron a la otra familia mediante permuta estatal, estaba sellada y en litigio. Y Mavie hizo valer sus derechos ante la Ley.

Al final, nunca se supo por qué Vivienda entregó una casa que luego, acuciada por el espíritu de la Ley, debió devolver a su propietaria. Tampoco sabemos qué análisis y medidas se tomaron a lo interno de esa entidad. Pero Mavie ya tiene su hogar.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.
Multimedia
Videos
Fotografía
Opinión Gráfica

Opinión Gráfica