Javier Dueñas

Frente al espejo

Un antes y un después

«A lo largo de la vida siempre conocemos al menos a una persona de la que no se regresa nunca, persona con la que se crea un vínculo único e increíble y cuando la relación termina el dolor es tan fuerte que sientes una presión grande en el pecho que no te deja respirar (Acaricio tu fantasma, Mileyda Menéndez Dávila, página temática Sexo sentido, sábado 28 de junio).

«Esa persona marca un antes y un después en tu existencia, y aunque puede llegar a ser muy difícil superarlo, no significa que sea imposible y que su fantasma tenga que vivir en medio de las relaciones que vengan después.

«El futuro va a depender mucho de lo que seamos capaces de hacer para dejar ir el fantasma, porque en ocasiones no importa cuánto daño nos esté haciendo algo. A veces dejarlo marchar nos duele mucho más; por eso es que tenemos que ser capaces de trazarnos una estrategia de vida que nos permita levantarnos, sacudirnos el polvo, seguir adelante y salir del bache… Es bueno ir a la lucha con determinación, abrazar la vida y vivir con pasión, perder con clase y vencer con osadía, porque el mundo pertenece a quien se atreve… La vida es mucho más para ser insignificante». (Zysle)

«Tony Ávila anda por estos días de gira por Cuba. Por donde él vaya, va Cuba. Es un digno y fiel representante de nuestras jóvenes generaciones, formadas como lo concibió el Che (La mentira tiene pies cortos, Hugo García, 4 de julio). Gracias, Tony, por ser quien eres. Como tú bien dices, nadie creyó en las mentiras —tengan pies cortos o largos— que hicieron circular…». (Juan Ramón Hernández R.)

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.