Juventud Rebelde

La tecla del duende

Noche de Amor ocurrente

En la inexacta ciencia del amor, la locura es sabiduría. Se busca incesantemente el idílico equilibrio y un vaivén de asombros acaba por perderlo (o salvarlo) todo. Por eso los amantes se inventan a cada segundo pretextos para la dicha, motivos para el encuentro, saberes para lo ignoto.

A la Tecla del Duende, rápida en quimeras, la han retado a fantasear una ocurrencia para este 14 de febrero. Queda poco tiempo, pero... ¿corremos el riesgo? Allá va nuestra propuesta, alentada por la Unión de Jóvenes Comunistas.

Que en las plazas públicas principales o en los parques mayores de cada municipio se encuentren los enamorados el día 13 a las 8:30 de la noche para esperar la fecha compartida.

A esa hora, sintonizando el programa Nocturno, de Radio Progreso —cómplice confeso en esta velada— podría comenzar una tertulia donde cada enamorado dedique, en presencia de todos, un poema, un piropo, un graffiti, una canción a su media naranja, o en general a los amores que en el mundo han sido.

Podría aprovecharse un mural, tela, pared o cartón para escribir mensajes de cariño. Los poetas y trovadores, así como locutores de radio y televisión, y otros artistas de cada lugar serían excelentes animadores del encuentro.

Magnífica resultaría una feria de flores, discos, libros y la realización de juegos donde se participe en dúo...

¿Qué les parece la idea? ¿Cómo podríamos mejorarla con el mínimo de recursos y el máximo de imaginación? Aceptamos sugerencias hasta el delirio. Desde hoy y hasta el día 14, JR dedicará un rinconcito a las ocurrencias que impulsen esta botella en el mar de los abrazos. Escríbannos. Además del correo de la sección está disponible: nocheocurrente@jrebelde.cip.cu

Contigo

Yo no quiero un amor civilizado,/ con recibos y escena del sofá;/ yo no quiero que viajes al pasado/ y vuelvas del mercado/ con ganas de llorar. (...)

Yo no quiero cargar con tus maletas;/ yo no quiero que elijas mi champú;/ yo no quiero mudarme de planeta,/ cortarme la coleta,/ brindar a tu salud.

Yo no quiero domingos por la tarde;/ yo no quiero columpio en el jardín;/ lo que yo quiero, corazón cobarde,/ es que mueras por mí.

Y morirme contigo si te matas/ y matarme contigo si te mueres/ porque el amor cuando no muere mata/ porque amores que matan nunca mueren.

Yo no quiero juntar para mañana,/ no me pidas llegar a fin de mes;/ yo no quiero comerme una manzana/ dos veces por semana/ sin ganas de comer.(...)

No me esperes a las doce en el juzgado;/ no me digas «volvamos a empezar»;/ yo no quiero ni libre ni ocupado,/ ni carne ni pecado,/ ni orgullo ni piedad.

Yo no quiero saber por qué lo hiciste;/ yo no quiero contigo ni sin ti;/ lo que yo quiero, muchacha de ojos tristes,/ es que mueras por mí.

Y morirme contigo si te matas/y matarme contigo si te mueres/ porque el amor cuando no muere mata/ porque amores que matan nunca mueren. (Joaquín Sabina)

Pasado mañana

A las 10:00 a.m. se reunirán los tecleros de Holguín. En la capital, justo al medio del día, nos espera el Hueco de G y 21. Recuerden: una sonrisa, un libro y tres líneas de ocurrencia para festejar los aniversarios. La tarde puede ser larga.

Graffiti

Osmany: Déjame solo un poco de mí misma, para que pueda llamarte mi todo. Tu mulata linda

Yosva: Si hubiese otro 25 de septiembre, diría una vez más: sí.

Mi Flaca: El amor es un acto de perdón interminable... una mirada tierna que se convierte en hábito. Irán

Chuly: Quien tiene menos de lo que desea, ha de saber que tiene más de lo que vale. Paty

Ares: Siempre serás mi psicólogo en las noches. Flaquita

Mi Sol: Tu amor es como un cordel donde mi amor se sujeta; tu amor es partida y meta porque yo nací con él. Tu Luna

Semilla

Ha de andar toda la noche quien quiera llegar al día. Manuel Navarro Luna

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.