El Duende

La tecla del duende

Sueños al centro de Cuba

Habíamos preguntado, para recordar al cronista a diez años de su ausente presencia, ¿qué es lo central para ti? Y Nayeli González Prada, una tímida y preciosa niña de Guaracabulla, respondió desde la hondura de sus 13 años: «Es el órgano principal de mi sistema. Es la fuerza que me impulsa a levantarme cada vez que la vida me golpea. Es como el motor para los autos, como la raíz para las plantas, como el brillo de las estrellas. Ella es mi motor, mi raíz, mi brillo. Ella es mi madre. No llores, mamá, me dijiste que un libro era un sueño, y en mi libro yo decidí escribir sobre ti, porque tú eres mi sueño más hermoso, el centro de mi vida».

Solidaridad, honradez y bondad fueron algunas de las esencias compartidas por periodistas y lectores en este ocurrente encuentro. Fotos: Jesús Arencibia

Como esta, traigo un manojo de ternuras del centro de la Isla: las que hablan de la angustia de los duendes de Holguín —Cary al frente— por llenar una guagua y no perderse el abrazo; las que describen cómo los espirituanos de Arminda no cupieron en su vieja Girón V y trajeron desde allá el poema de Nidia, porque ella, enferma, no pudo sumarse, y el jabuco de libros de Teresa Toyos, solo con su nombre y teléfono en la primera página, para que la llamaran de vuelta. No se me despintan los desvelos de Katy, la anfitriona estelar, o la conducción en palabras y en canciones, respectivamente, de Pablo Mirabal y Michel Madero. Conservo la imagen de los pirograbados de Yeni, que por cualquiera de sus costados siempre regalaban algo para ennoblecer la existencia. Me destella en el recuerdo el esfuerzo enorme de los trabajadores de la UBPC, de la CCS Luis Ramírez, del Consejo Popular, de la escuelita Enrique Villegas y de la Casa de Cultura, todos guaracabullenses, por garantizar asientos, audio, opciones culturales y almuerzo para tantos visitantes. Y la callada entrega de choferes y logísticos de uno y otro terruño. No olvido que las autoridades del Partido y Gobierno de Placetas y la radio local se sumaron con entusiasmo a la idea que va por 11 ediciones y promete apuntar al infinito. Tantos amigos, tantos nombres, tanta emoción, como la de Nieves, que casi no pudo hablar, pero estuvo allí para recordar que una década antes prometió a Guillermo Cabrera Álvarez una peña en Las Tunas y era, hace ya una década, vibrante realidad...

Y en medio de todo, en esta tecla No. 500 después del reinicio de 2007, una certeza: aunque «los sueños, sueños son», a veces, también, pueden ser la vida.

Cumple holguinero y peña en Las Tunas

Los ocurrentes de Las Tunas se encontrarán este sábado, 3:00 p.m., en la Casa de la Décima. Cerró allá el concurso sobre el 19no. Festival Mundial de la Juventud y los Estudiantes. En próxima columna detallamos resultados.

Y los holguineros festejarán este domingo el 12mo. cumpleaños de su tertulia. El programa de la radio provincial Tiempo de Plenitud, también de aniversario, acompañará in situ el encuentro. Club Siboney, 11:30 a.m. Allí estaremos.

Algunos que comenzaron en esta familia mayor de JR siendo apenas niños, asistieron al encuentro de la mano de sus hijos.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.