Comienza hoy etapa más peligrosa en la formación de huracanes

La segunda quincena de septiembre y la primera de octubre son las más proclives para que uno de esos fenómenos azote a Cuba

Autor:

Juventud Rebelde

Ernesto fue solo el humo, la candela viene atrás, asegura un refrán, al que los cubanos debemos prestar mucha atención si de huracanes se trata.

De cumplirse los pronósticos meteorológicos en la actual temporada ciclónica alrededor de 15 ciclones pudieran afectar la Isla, de ellos nueve pueden convertirse en huracanes.

El hecho de que muchos cubanos vimos pasar la tormenta tropical Ernesto sobre parte de la Isla sin mayores consecuencias —solo dejó un provechoso saldo de agua en la parte oriental— puede hacer pensar a algunos que el peligro ya pasó. Sin embargo, no es así.

A partir de este viernes 1ro. de septiembre comienza la etapa más peligrosa. «La segunda quincena de este mes y la primera del próximo son las más proclives para que se forme en la región algún huracán de gran intensidad, según los registros históricos», explicó a este diario Armando Caimares Ortiz, máster en ciencias meteorológicas.

Estos meses son los más peligrosos —agregó el especialista— porque en ellos varios huracanes formados en el Atlántico pueden alcanzar la Isla en sus distintos movimientos. Por lo general son ciclones muy intensos. Los de fines de septiembre se parecen bastante a los de principio de octubre y tienden a recurvar, como sucedió con el ciclón del 20 de septiembre de 1948, puntualizó el experto.

Para esta fecha de 2005, ya el país había pasado por dos peligrosos huracanes: Dennis, y el desastroso Katrina, que hace un año laceró la vida de muchos norteamericanos. Estos antecedentes convierten la actual temporada en más «débil», mas no por eso debemos bajar la guardia.

Cuba enfrentó el pasado año la temporada ciclónica más activa de la historia: se formaron 28 fenómenos meteorológicos.

Los ciclones se forman siempre en el mar y bajo determinadas condiciones, por ejemplo, que la temperatura de la superficie del agua sea superior a los 26,5 grados y existan condiciones favorables en la atmósfera superior. Se les da un nombre luego que alcanzan la fase de tormenta tropical.

El calentamiento de la superficie del mar en la zona del mar Caribe occidental ha alcanzado cotas de 30 y 31 grados, según datos brindados por el jefe del Centro de Pronósticos del Instituto de Meteorología, José Rubiera.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.