«Cuba nunca será lo que los yanquis anuncian» aseguró Ricardo Alarcón, presidente del Parlamento

Foto: Roberto Suárez El presidente de la Asamblea Nacional del Poder Popular de la isla habló sobre la importancia de perfeccionar el sistema de Gobierno durante la clausura del Simposio «José Martí, Gobierno y Democracia» que se celebró en saludo al XXX Aniversario de la Constitución de los Órganos del Poder Popular

Autor:

Juventud Rebelde

Nuestro empeño por trabajar más y mejor, por hacer que nuestros órganos representativos lo sean cada vez más y mejor, por perfeccionar nuestro sistema de Gobierno, que no tiene nada que ver con ninguna imposición extranjera, y que jamás será el que los yanquis nos anuncian en sus distintos programas y en sus distintos planes, es una batalla permanente.

Esta fue una de las reflexiones más importantes hechas por Ricardo Alarcón de Quesada, presidente del Parlamento cubano, al pronunciar las palabras de clausura del Simposio José Martí, Gobierno y Democracia, encuentro que tuvo lugar este martes, en saludo al XXX Aniversario de la Constitución de los Órganos del Poder Popular.

Esa batalla de nuestro pueblo —y en especial de los que tienen una responsabilidad por su mandato—, para mantener nuestra soberanía e independencia ante las apetencias del imperialismo, tiene que seguir siendo de ideas, y tiene que contar con un plan contra el diabólico plan del enemigo que, desde antes del triunfo revolucionario del 59, no ha cesado en sus intentos de apoderarse de Cuba.

Gracias a las bondades de las nuevas tecnologías de la Información y la Comunicación, Alarcón compartió sus reflexiones con diputados, delegados a las asambleas provinciales y municipales, trabajadores de las dependencias internas del Poder Popular, juristas, estudiantes y docentes universitarios, escritores y artistas, periodistas e historiadores, de todo el país, a través de una videoconferencia, cuya sede central fue el teatro de la Presidencia de ETECSA, en la Ciudad de La Habana.

Al referirse al día en que se estaba celebrando el simposio, una elección nada casual, recordó que este lunes fue también el del XXX Aniversario de las primeras elecciones celebradas en Cuba, después del triunfo revolucionario del 1ro de enero de 1959. El hecho —agregó— no constituye solo un hito en la historia de la democracia de nuestro país, sino que también resultó ser la primera vez que, por lo menos en este continente, se realizó una elección completamente de nuevo tipo.

El también miembro del Buró Político significó otra feliz coincidencia: «No por gusto se escogió el 10 de Octubre para iniciar este nuevo sistema político en nuestro país, hace treinta años.

«Cuba, y solo Cuba, tuvo que enfrentar desde antes de ser una nación independiente, antes de separarse de España, la amenaza de la adhesión por el Imperio que iba surgiendo, que iba avanzando y se convertiría en el principal peligro para el resto de las naciones de la región. Lo advirtió Bolívar, lo advirtió Céspedes, y lo argumentó de un modo insuperable José Martí. Antes de que hubieran nacido los hombres del 68 en Cuba, ya el gobierno de los Estados Unidos planeaba apoderarse de este país».

Dos conferencias de los doctores Armando Hart Dávalos y Julio Fernández Bulté, director de la Oficina Nacional del Programa Martiano, y profesor de la Facultad de Derecho de la Universidad de La Habana, respectivamente, sobre la concepción martiana de la cultura de hacer política y la concepción jurídica constitucional cubana de Guáimaro al Poder Popular, marcaron el inicio de este simposio.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.