¿Suficientes razones para divorciarse?

Autor:

Y.B: Hace 14 años estoy casada con un hombre maravilloso que ha dejado de gustarme. Lo quiero como si fuera un familiar cercano. Temo romper porque estoy acostumbrada a él y tenemos muchas cosas en común. Nuestra hija no aceptaría el divorcio. Tampoco quisiera dividir mi casa, ni los bienes materiales. A la vez, hace un año que mantengo una relación extramatrimonial. Nos entendemos en todo y creo que estamos muy enamorados. Él también está casado. Hemos pensado en divorciarnos, pero siento miedo de fracasar porque él es diez años más joven. Yo tengo 34.

En situaciones como esta es recomendable escucharnos a nosotros mismos más allá de lo que otros aconsejen. Si no tienes idea de los riesgos que estás dispuesta a correr y el modo de manejar la situación, no tomes la decisión aún. Pero debes advertir que solucionar conflictos implica renunciar a algo. Evitar perder impide ganar.

No son estos hombres los que están en la balanza, sino estabilidad y pasión para ti. Antes de decidir vale analizar qué te llevó a este punto con tu esposo y la razón por la cual dudas de tu amante. Probablemente el erotismo murió por el exceso de seguridad matrimonial y ahora es reavivado por la incertidumbre de la relación paralela.

Más importante aún sería darte cuenta de qué manera has contribuido al estado actual de tu matrimonio para revertirlo o al menos, no repetirlo en el futuro. Quizá buscas tanto la estabilidad que olvidas la pasión.

Ten en cuenta que a veces las soluciones a nuestros conflictos no son las pensadas previamente y nadie puede darte garantías futuras por lo que hagas hoy. Por tanto, debes tener claro los riesgos que estás dispuesta a asumir en cualquier caso. Finalmente quisiera destacar que incluso la indeterminación es una decisión. Por ahora, has elegido mantener estabilidad y pasión con hombres diferentes y ello también tiene ganancias y costos.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.