Llama la Unión de Jóvenes Comunistas a eliminar los métodos burocráticos

Julio Martínez Ramírez, primer secretario de la organización en el país se reunió con los dirigentes juveniles de la oriental provincia de Holguín

Autor:

Juventud Rebelde

HOLGUÍN.— A despojar de la Unión de Jóvenes Comunistas todo método o estilo de trabajo burocráticos, incompatibles con el momento histórico, e incluso a extinguir algunos vocablos inaceptables dentro de la misión política e ideológica que corresponde a sus integrantes, llamó ayer el primer secretario de la organización en el país, Julio Martínez Ramírez, en reunión con los dirigentes juveniles de esta provincia.

A tono con las reflexiones de las asambleas municipales de la UJC y el compromiso expresado en reciente declaración de su Buró Nacional en apoyo a las reflexiones del Comandante en Jefe, los presentes coincidieron en que el fortalecimiento de la labor en cada estructura demanda, sobre todo, de un eficiente desempeño de los cuadros y de la calidad de los procesos políticos que lidera la organización.

Entre otras direcciones, el dirigente convocó a desarrollar un mayor vínculo con los comités de base, y desde allí, con todos los jóvenes sin excepción, para responder al verdadero cometido que le interesa como vanguardia de la juventud cubana.

Exhortó a batallar porque a la UJC no se le vea como a una organización enfrascada más en el procesamiento de cifras, que en las propias y trascendentales misiones políticas que le conciernen en la formación de las nuevas generaciones, en la defensa de las conquistas de la Revolución y como cantera del Partido Comunista.

«Tenemos que desechar de nuestro lenguaje el término “pronósticos”. No todo se puede manejar a partir de datos estadísticos. Debemos preferir más las vivencias cotidianas del trabajo político, prestar atención especial a la manera en que nuestros dirigentes se relacionan con la base, analizan, discuten y deciden sobre las inquietudes del resto de los jóvenes», puntualizó.

En cuanto al crecimiento a las filas, Martínez agregó que la organización patentiza su condición de vanguardia, pero ello no puede ser en virtud de la cantidad, sino de la calidad de su membresía, por lo que se estimulará a crecer principalmente en aquellos lugares donde se constaten buenos resultados en el funcionamiento.

«No quiere decir esto que habrá una disminución de las filas. Ese principio siempre ha estado presente. Una organización de vanguardia debe prestarles especial interés a la calidad y el rigor de sus nuevos ingresos.

Al término del encuentro, y en unión de Miguel Díaz-Canel Bermúdez, miembro del Buró Político y primer secretario del Partido en la provincia, Julio Martínez sostuvo un encuentro con 25 dirigentes de la Unión de Jóvenes Comunistas de las cinco provincias orientales y Camagüey, quienes voluntariamente ingresaron al Servicio Militar Voluntario femenino, e integran el pelotón de las Marianas, como gustan llamarse.

La soldado Irasbel Martínez, integrante del Buró Provincial de la UJC en Santiago de Cuba, expresó a nombre de todas que la preparación militar y política que actualmente reciben les servirá de mucho tras su reincorporación al trabajo de la organización.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.