Pregunte sin pena

Autor:

Mariela Rodríguez Méndez

L. I.: Hace dos meses comencé una relación que pronto se convirtió en algo casi perfecto. Pero un día supe que él tenía relaciones con una extranjera. No podía creer que me hubiese mentido. Luego escuché su confesión de que lo más importante en su vida era progresar y salir del país, aunque me quería y no pretendía dejarme. Mi mamá me aconsejó que lo dejara y así hice. Esto me ha afectado, pues cada vez que me gusta un muchacho se rompe la relación. Todos los días tengo que verlo, pero no puedo mirarlo como amiga. Mi mamá me dice que soy joven. Tengo 17 años.

Te apresuras al intentar sustituir esta relación con otra, si tenemos en cuenta que todo ha transcurrido en los últimos meses. Aun cuando sean suficientemente buenas las razones para culminar, necesitas darte un tiempo para distanciarte, esperar y aceptar la muerte de este amor.

Él ya te dijo que «progresar» es lo más importante en su vida. Para ello está dispuesto a jugar con sentimientos ajenos y los suyos propios (aunque quizá no se dé cuenta). Tú no formas parte de su proyecto.

Estará contigo si no interfieres en sus planes. Es esta su condición. De modo que si aspiras a un amor recíproco y comprometido, haces bien al esperar una próxima oportunidad, aunque te duela y por ahora no puedas mirarlo sin desear olvidar su real crudeza.

No es nueva la creencia de que «tener» (a toda costa) garantiza felicidad. «Sálvese quien pueda» es también una de las formas ancestrales, aunque lamentables, de enfrentar las crisis. El vínculo con extranjeros y la emigración son medios vislumbrados por algunos de nuestros jóvenes como promesas de bienestar, aunque en el camino pierdan familia, amigos, amores y el ser mismo, sin los cuales, a veces, se esfuma el brillo de los bienes adquiridos.

Elegir un camino vital es una decisión de cada cual. Todo depende de que se ajuste a quienes somos realmente y a nuestro deseo en la vida, más que a idealizaciones.

* Máster en Ciencias y especialista en ETS/sida.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.