Mery Cruz

Autor:

Juventud Rebelde

Juventud Rebelde publica las palabras íntegras de Mery Cruz Guzmán, estudiante de segundo año de Psicología de la Universidad de La Habana

Jóvenes cubanos, amigos de todo el mundo que nos acompañan en la lucha por la justicia:

Tal vez fue por mis pocos años, por mi falta de experiencia, o porque preferí aferrarme a la idea martiana de confiar en el mejoramiento humano, que realmente, esperé un poco de justicia de la corte suprema y al enterarme el lunes 15 de su negativa a revisar el caso de los 5, me quedé totalmente abrumada ante la falta de coherencia de tal decisión.

Retumbaban en mis oídos las palabras de Obama en el Cairo donde alentaba, nuevamente, a olvidar un pasado, lleno de abusos de poder y de ingerencia, para poder construir un presente de respeto y justicia; retumbaban en mis oídos sus palabras porque el lunes 15 no fue parte del pasado, porque hoy mismo no es pasado y la injusticia, y la aplicación arbitraria de la ley continua siendo la realidad que nos presenta el gobierno norteamericano. Indudablemente nunca cometeremos el error de olvidar nuestro pasado. Obama en el Cairo también dijo que tenía la convicción inquebrantable de que todas las personas anhelaban ciertas cosas y cito entre ellas “la confianza en el estado de derecho e imparcialidad de la justicia”, expresó también que esto era un derecho humano”. Si su discurso se revierte en acciones concretas, si se libarán inmediatamente a nuestros 5 hermanos, si la manipulación de la mafia y la impunidad de los terroristas dejan de desacreditar la justicia norteamericana, entonces, celebrando el regreso de nuestros hermanos a la patria, veremos en las palabras de Obama, algo más, que un discurso totalmente vacio. Mientras esto no ocurra no tenemos ningún argumento para confiar, ¿cómo hacerlo?, si se mantienen prisioneros a hombres que arriesgaron la posibilidad de ver crecer a sus hijos o de tenerlos, par hacerle un servicio a la humanidad, por combatir el crimen, por proteger a niñas y niños cubanos y norteamericanos. ¿Cómo creer?, si terroristas confesos como Orlando Bosch andan libremente, si se permite que Posada Carriles siga riéndose y planificando nuevos crímenes, si despreciando la imparcialidad de la justicia se libera a agentes israelíes, acusados de robar información clasificada.

Mientras la justicia norteamericana se mueva según le convenga a unos pocos, mientras parezca propia de un mundo al revés y no del real, mientras no sea referente de rectitud, de imparcialidad y salvaguarda de los derechos de todos por igual. Mientras sea el sistema judicial norteamericano, cualquier cosa, menos justo; seguiremos luchando por el regreso de nuestros 5 héroes a casa, con sus familiares y amigos, seguiremos defendiendo su causa en cualquier tribuna o escenario porque la sabemos justa y porque estamos convencidos de que la verdad se impondrá sobre tantas mentirás, de que ellos regresarán y que lo harán con la cabeza bien alta y con la certeza de haber sido dignos herederos de la estirpe de Maceo, Mella y Martí.

Viva la justicia y la liberad de nuestros hermanos. VIVA

Viva por siempre nuestra Revolución. VIVA

Patria o muerte. VENCEREMOS

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.