Exponen pinturas del actor y compositor Alberto Pujol

Truene y relampaguee, el título de su primera exposición personal, puede apreciarse hasta el 15 de enero en la Casa Guayasamín, del Centro Histórico de La Habana

Autor:

Ana María Domínguez Cruz

«No solo tenemos que vigilar a los poetas… sino que también hay que ejercer inspección sobre los demás artistas…», escribió Platón y, en la actualidad no deja de tener razón cuando vemos cuánto pueden sorprendernos con sus creaciones.

Ese es el caso del actor de teatro, cine y televisión y reconocido compositor cubano, Alberto Pujol, quien desde el 4 de diciembre y hasta el 15 de enero nos propone conocer su obra plástica en la Casa Guayasamín, del Centro Histórico de la Ciudad de La Habana.

Bajo el título Truene y relampaguee, su primera exposición personal, nos muestra algunos de los motivos visuales que lo obsesionan, como las mujeres, los bodegones y especialmente la ciudad que habita.

«La exposición es ante todo un llamado de atención, un grito de La Habana, que aunque no escuchemos, existe. He trabajado la riqueza ecléctica de la ciudad con mi estado de ánimo, desde lo que puede enriquecerla hasta lo que, lamentablemente, la ensombrece. Yo quiero que esta ciudad perdure en el tiempo, gozando de buena salud.

«Aunque el motivo fundamental es nuestra capital, mis piezas se acercan también a la mujer. Además, me he dado el lujo de incluir caprichosamente dos piezas que no forman parte de la exposición: El bodegón con rabia, que es un homenaje a la academia, y Hoy es el mañana que nos prometieron ayer, que es el boceto de lo que, ahora, puede disfrutarse en el resto de la muestra».

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.