La educación sexual es una responsabilidad de los Estados y Gobiernos

Manifestó la sexóloga Mariela Castro Espín en la inauguración del V Congreso cubano de Educación, Orientación y Terapia Sexual

Autor:

Juventud Rebelde

Para lograr el desarrollo integral de la personalidad es indispensable que la educación sexual sea instaurada por los Estados y Gobiernos en un marco político-legislativo que garantice su obligatorio cumplimiento, expresó hoy Mariela Castro Espín en conferencia ofrecida en la sesión inaugural del V Congreso cubano de Educación, Orientación y Terapia Sexual, informó Prensa Latina.

La experta, presidenta del evento, hizo un recuento de las principales etapas del proceso de institucionalización de la educación sexual en Cuba en los últimos 50 años como elemento de política social, así como una valoración de sus principales desafíos.

Resaltó las características del programa nacional de la especialidad, su carácter multidisciplinario, de aplicación intersectorial, carácter histórico, perspectiva de género y referente científico, que le permite desarrollar la educación de la sexualidad sin elementos de discriminación, en las diferentes etapas de la vida y como parte de la formación integral del individuo.

Explicó los desafíos actuales de la política cubana en esa esfera, entre los que destaca la implementación de acciones favorecedoras del cambio de subjetividades y conductas en hombres y mujeres, en cada momento de su ciclo vital, en los diferentes contextos sociales y geográficos.

La estrategia cubana de desarrollo integral, como proyecto socialista, ha sido el soporte de la política nacional de educación sexual. Ello ha contribuido a debilitar los cimientos de la cultura patriarcal, pero no a su desaparición, aseveró Castro Espín.

En conversación con la prensa, la también directora del Centro Nacional de Educación Sexual (CENESEX), se refirió a los estudios que realiza el país a personas transexuales y el desarrollo de cirugías de adecuación genital, procedimiento avalado por el Ministerio de Salud Pública de la Isla.

Manifestó que aun cuando existe apoyo para la política de diversidad sexual, existen prejuicios, resistencias y contradicciones para la toma de decisiones, pero ello —dijo— es un proceso que se vive en todas las sociedades.

Esas contradicciones son las que favorecen la búsqueda de elementos que permiten seguir avanzando, y se trabaja para lograr resultados objetivos, acotó.

Ricardo Alarcón, miembro del Buró Político del Partido Comunista de Cuba y presidente del Parlamento, presidió en esta capital la apertura de este evento.

Yolanda Ferrer, secretaria general de la Federación de Mujeres Cubanas, remarcó los aportes de su fundadora Vilma Espín (fallecida el 18 de junio de 2007), quien, desde los orígenes de esta organización, fue la principal promotora de la educación sexual en la Isla, aspecto básico en la batalla por el ejercicio pleno de la igualdad de la mujer, aseveró.

Los 300 delegados de varios países, participantes en el encuentro que sesiona hasta el viernes bajo el lema  Derechos para un Mundo Mejor, dedicaron un minuto de silencio a las víctimas del terremoto que azotó a Haití hace una semana.

 

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.