La Revolución tiene confianza en sus juristas

Así lo ratificó José Ramón Machado Ventura en la Asamblea General de la Organización Nacional de Bufetes Colectivos, donde se discutió además la importancia de una adecuada política de cuadros para el buen funcionamiento de la actividad que desarrollan esos profesionales

Autor:

Dora Pérez Sáez

La confianza de la Revolución en sus juristas y la importancia de una adecuada política de cuadros para el buen funcionamiento de la Organización Nacional de Bufetes Colectivos fueron algunos de los temas que se abordaron en la Asamblea General de dicha institución, la cual estuvo presidida por José Ramón Machado Ventura, primer vicepresidente de los Consejos de Estado y de Ministros.

«Pasa muchas veces —señaló el dirigente— que un centro de trabajo está mal y simplemente uno cambia un cuadro y aquello mejora, no tiene que sustituir a todo el mundo. Solo hace falta cambiar al que dirige.

«Ahí esta la importancia de la buena selección. Uno escoge primero, después esa persona va transitando por distintos niveles, se le va dando más capacidad, lo enviamos a la escuela, a que coja experiencia en varios lugares, pero ya hay una base.

«Hay cualidades personales que debe tener: debe ser de los que se molestan ante lo mal hecho, de los que no tienen pena para llamarle la atención a alguien cuando incurre en un error en el momento que corresponda, ha de ser intransigente, exigente».

Machado Ventura recalcó, por otra parte, que la dirección de la Revolución tiene plena confianza en sus juristas, quienes se enfrentan a problemas y situaciones más complejas que antes, a tono con las modificaciones que ha sufrido la sociedad, lo cual les exige más preparación y entrega.

La Asamblea General es el órgano superior de la Organización Nacional de Bufetes Colectivos y se constituye con los delegados de los bufetes, elegidos para un período de cinco años.

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.