En manos de Barack Obama está la decisión de la muerte instantánea de millones de personas (+ Galería)

Advierte Fidel dramático peligro que vive la humanidad ante la posibilidad de que estalle conflicto nuclear en el Golfo Arábigo-Pérsico y la península Coreana

Autor:

Juventud Rebelde

La preocupación por la decisión que tomará el presidente de Estados Unidos Barack Obama con respecto a la guerra nuclear en el Golfo Arábigo-Pérsico y la península Coreana fue reiterada por el líder de la Revolución cubana Fidel Castro, en su mensaje a los diputados en una Sesión extraordinaria de la Asamblea Nacional del Poder Popular.

El presidente Obama estaría ordenando la muerte instantánea no solo de cientos de millones de personas, entre ellas un incalculable número de habitantes de su propia patria, sino también de los tripulantes de todos los navíos de la flota de Estados Unidos en los mares en torno a Irán, y simultáneamente la conflagración estallaría en el cercano y lejano Oriente, en cuanto intente hacerse cumplir la resolución del Consejo de Seguridad de la ONU que ordena la inspección de los barcos persas, advirtió Fidel.

«Los líderes de los países más poderosos aliados a esta potencia, excepto Israel, seguramente exhortarían al presidente estadounidense a que no lo hiciera, pero la población del planeta también debe impedirlo, señaló en su urgente mensaje a los diputados y al mundo.

Seguidamente el Comandante en Jefe se refirió a los cambios que pueden efectuarse de una manera pacífica en nuestro país y en el resto del mundo, y que el estallido de una guerra como esta cercenaría, como la pérdida de valor de las llamadas divisas convertibles, las que figuran hoy como instrumento del sistema que ha impuesto un aporte de sudor y sacrificio sin límites a los pueblos.

«Nuevas formas de distribución de los bienes y servicios y de la educación y dirección de los procesos sociales pueden surgir, pero si la guerra estallara, el orden social vigente desaparecería abruptamente y el precio sería infinitamente mayor.

Fidel Castro manifestó sin embargo que todo puede ser diferente si se actúa a tiempo. «La población del planeta puede ser regulada, los recursos no renovables preservados, el cambio climático evitado, el trabajo útil de todos los seres humanos puede ser garantizado, los enfermos asistidos y los conocimientos esenciales, la cultura y la ciencia pueden estar siempre al servicio del hombre», afirmó.

Antes de manifestar su total disposición para responder las preguntas que le hicieran los asistentes a la Sesión extraordinaria del Parlamento, el líder de la Revolución insistió en su ferviente deseo de que los niños, los adolescentes y los jóvenes del mundo no crezcan en ese holocausto mundial.

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.