Biotecnología cubana al servicio de la salud

Destacan el impacto de los programas del Centro de Inmunoensayo en la mejoría de indicadores de salud

Autor:

Juventud Rebelde

Los avances de la biotecnología cubana han contribuido a los logros en la salud humana desde la primera etapa de la vida, expresó este martes José Miyar Barrueco ministro de Ciencia, Tecnología y Medio Ambiente (CITMA) durante el balance de la labor del Centro de Inmunoensayo (CIE) en el año recién concluido.

Ejemplificó que en 2010 Cuba cerró con una tasa de mortalidad infantil de 4,5 por cada mil nacidos vivos, la cifra más baja de su historia e inferior a la de Canadá (con lo cual la Isla se ubica en el lugar 28 entre 195 países); y significó que en ese resultado también influyó la aplicación de programas de cuidado pre y posnatales con el empleo del Sistema Ultramicroanalítico (SUMA), tecnología desarrollada por el CIE.

La biotecnología permite una atención de avanzada en enfermedades como el cáncer, que en Cuba ya constituye la primera causa de muerte en diez provincias, recalcó Miyar Barrueco quien ponderó los programas del CIE contra el cáncer de pulmón, colon, recto, próstata, cuello de útero y mama, entre otros padecimientos, reportó la AIN.

El doctor Luis Estruch, vicetitular de Epidemiología del Ministerio de Salud Pública, explicó que el 75 por ciento de las muertes en Cuba se deben a enfermedades cardiovasculares, cerebrovasculares, cáncer, diabetes y autolesiones provocadas por el tabaquismo, el alcoholismo y la obesidad. La prevención es la palabra clave y ahí es donde el CIE desempeña un rol fundamental, enfatizó Estruch, quien destacó las acciones de ese colectivo en el enfrentamiento a las afecciones crónicas no transmisibles y a otras, como el dengue y el VIH-sida, y los calificó de héroes anónimos de la salud pública cubana.

Con casi 24 años al servicio de la salud del pueblo, el Centro de Inmunoensayo —institución fundada por Fidel, Vanguardia Nacional por 17 años consecutivos y merecedora en seis ocasiones del Premio al Exportador— ha cumplido ininterrumpidamente su misión, orientada al desarrollo de tecnologías y estrategias para el pesquisaje masivo de diversas enfermedades, brindando una tecnología de diagnóstico con la mejor calidad y a un mínimo costo.

El doctor José Luis Fernández Yero, director de ese centro del polo científico del oeste de la capital, informó que en 2010 aumentaron las ventas totales en la Isla y en el exterior, y la productividad creció 22,6 por ciento sin que se incrementara el consumo energético.

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.