Milicias cubanas, protagonistas de la victoria en Playa Girón

Esta organización de carácter popular fue decisiva en la derrota de los invasores que Estados Unidos envió a Playa Girón, en la occidental provincia de Matanzas, hace 50 años

Autor:

Juventud Rebelde

Las Milicias Nacionales Revolucionarias, integradas por el pueblo cubano en 1959, resultaron decisivas en la derrota de los invasores que Estados Unidos envió a Playa Girón, en la occidental provincia de Matanzas, hace 50 años, reporta PL.

Constituida un 26 de octubre, la organización de carácter popular tuvo como propósito defender a la isla de las amenazas de agresión militar provenientes de Estados Unidos y proteger los objetivos civiles contra acciones de grupos terroristas.

Los habitantes del archipiélago recuerdan que dos años después, el 15 de abril de 1961, aviones norteamericanos con insignias cubanas bombardearon los aeropuertos de San Antonio de los Baños y Ciudad Libertad, en las provincias habaneras y de Santiago de Cuba.

Durante la despedida de duelo de las víctimas, el líder de la Revolución, Fidel Castro, proclamó el carácter socialista del proceso iniciado el 1 de enero de 1959 y esa decisión, calificada de histórica, la subrayaron miles de milicianos con sus rifles en alto.

Tan inmediato como ese apoyo de los milicianos fue su respuesta ante la agresión militar desatada con el desembarco de una brigada organizada y apoyada por Estados Unidos. Junto a las fuerzas del entonces Ejército Rebelde y de la Policía Nacional Revolucionaria, las Milicias Nacionales Revolucionarias fueron las primeras en contener el avance del contingente invasor fuertemente armado y respaldado por efectivos aéreos y navales.

Ellos expulsaron a los atacantes en menos de 72 horas, con lo que Estados Unidos sufrió su primera gran derrota en América Latina.

Una mención aparte merecieron los jóvenes alumnos de la Escuela Nacional de Responsables de Milicias, institución creada para la formación de oficiales de ese cuerpo, que llegaron hasta Playa Girón para detener el avance de aquellas tropas.

Los mil 200 mercenarios capturados fueron juzgados legalmente en tribunales populares y casi todos intercambiados por alimentos y medicinas para los niños cubanos, tras la admisión de Washington sobre su responsabilidad en los hechos.

El 26 de septiembre de 1961, durante el acto de graduación de los alumnos de los cursos de jefes de unidades y jefes de pelotones de la Escuela para Oficiales de Matanzas, Fidel Castro resaltó el valor de aquellos que pelearon contra las fuerzas invasoras.

A nuestro pueblo, dijo, le guardan todo el odio y todo el rencor de esa derrota; a nuestro pueblo le guardan todo el resentimiento de la humillación que, ante el mundo, significó para el poderoso imperio la derrota a manos del pueblo pequeño y heroico de Cuba.

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.