En busca de plantas que resistan fuertes vientos

La creación de variedades de viandas de bajo porte es uno de los más novedosos empeños del Instituto Nacional de Investigaciones de Viandas Tropicales. Estas especies logran un alto potencial de rendimiento y son resistentes a plagas y enfermedades

Autor:

Nelson García Santos

SANTA CLARA, Villa Clara.— La creación de variedades de viandas de bajo porte, uno de los más novedosos empeños del Instituto Nacional de Investigaciones de Viandas Tropicales (INIVIT), registra alentadores resultados, se confirmó aquí en el Primer Simposio Internacional de Raíces, Rizomas, Tubérculos, Plátanos, Bananos y Frutabomba.

Particular trascendencia posee esta línea investigativa que persigue dotar a todo el país de plantas más resistentes al impacto de los fuertes vientos, sin que esto suponga eliminar las de mayor porte que, a veces, pueden resultar de mayores rendimientos.

Sergio Rodríguez, director del INIVIT, destacó entre lo más reciente en ese sentido la creación de un plátano burro y otro de fruta, de poco más de un metro de altura que está previsto se generalice próximamente.

El también miembro del Consejo de Estado precisó que ya se amplía la siembra de la yuca INIVIT 93-4, que cuenta con un porte inferior en 40 centímetros en comparación con otras variedades en explotación.

Esta yuca logra, además, un anclaje simétrico en la tierra, lo que unido a su baja estatura permite que ofrezca mayor resistencia a los vientos.

La frutabomba Marador o Enana fue la pionera en la creación de variedades más resistentes a los vientos, lo cual se ha demostrado en la práctica. Además esta característica se acentuó con una mayor densidad de plantas por sembrado.

Las variedades de viandas de bajo porte resultan, igualmente, de un alto potencial de rendimiento y resistentes a plagas y enfermedades, requisitos indispensables que se tienen en cuenta para su obtención.

Los participantes en el Simposio, entre los que se encuentran representaciones de Estados Unidos, México, Brasil, Argentina, Colombia, Panamá y Francia, reconocieron la validez de dotar a los productores de las variedades referidas, más todavía en una zona azotada por ciclones.

La vasta experiencia del INIVIT en función de los productores se confirma en el hecho de que en la actualidad entre el 60 y el 70 por ciento de las viandas que se siembran en el país se obtuvieron o validaron en ese prestigioso instituto.

A lo anterior hay que añadir la generalización de más de cien resultados científicos, entre los que sobresalen la creación de variedades, el mejoramiento de otras, así como las tecnologías para la siembra, atenciones culturales y el control mediante métodos biológicos.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.