Avivar el fuego de la responsabilidad - Cuba

Avivar el fuego de la responsabilidad

En 2013 se prevé un rango de ocurrencia de entre 372 y 461 incendios forestales, con una afectación aproximada de 9 018,56 hectáreas

Autor:

Ana María Domínguez Cruz

En este año se prevé un rango de ocurrencia de entre 372 y 461 incendios forestales, con una afectación aproximada de 9 018,56 hectáreas, de los cuales la mayor parte debe registrarse en las provincias de Pinar del Río, Matanzas, Villa Clara, Camagüey, Holguín y el municipio especial de la Isla de la Juventud.

El resultado, según el cálculo del índice de frecuencia, se corresponde con las estadísticas quinquenales registradas desde la década de los 60 hasta la actualidad, en las que se observa una tendencia al aumento de estos siniestros.

El especialista Raúl González Rodríguez, jefe del Departamento del Manejo del Fuego de la Jefatura del Cuerpo de Guardabosques de Cuba, explicó que entre 2006 y 2010 ocurrieron 1 890 incendios, y ya entre 2011 y 2012 se han registrado 1 124, lo que nos demuestra que si se mantiene este comportamiento, las cifras no serán las mejores.

«En 2012 ocurrieron 421 incendios forestales en el país, con la consiguiente afectación de 3 468,62 hectáreas y de estos 375 tuvieron lugar en el período crítico comprendido entre enero y mayo, por lo que la labor preventiva a partir de ahora tiene que ser más intensa.

«El 89 por ciento de las causas originarias de estos siniestros se debió a negligencias, de las cuales fumadores y transeúntes aportan un 29 por ciento, junto a la quema para diferentes fines (22 por ciento), la circulación de vehículos y maquinarias agrícolas sin matachispas (18 por ciento), y la caza y la pesca furtiva (19 por ciento), situación que estimamos se comporte de manera similar en el presente año, según el índice de causalidad», detalló González Rodríguez.

Más del 70 por ciento de los incendios forestales ocurridos en 2012 no superaron las cinco hectáreas de afectación, precisó el especialista, «lo cual es indicador de la eficiencia de nuestra respuesta»; pero esta no es suficiente si no se modifica la conducta de la población. Sofocar los siniestros, a veces se torna muy difícil, teniendo en cuenta que más del 28 por ciento de la red caminera es intransitable en distintas zonas del país.

Señaló González Rodríguez que a pesar de que el Cuerpo de Guardabosques cuenta con el equipamiento necesario en las brigadas profesionales, las especializadas y las voluntarias para el enfrentamiento de los incendios forestales, esto no garantiza que no haya afectaciones, las cuales se minimizan con el actuar responsable de la gente.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.