El Catalejo y La polilla inquieta - Cuba

El Catalejo y La polilla inquieta

La Unión de Periodistas de Cuba inaugura nuevos espacios que tendrán sede en la Casa de la Prensa, el primer y tercer viernes de cada mes

Autor:

Yuniel Labacena Romero

«El cambio de mentalidad no es una mera consigna ni una tarea, sino que necesita un profundo proceso de autoanálisis y autocrítica de cada ser humano».

Así expresó el psicólogo Manuel Calviño en Catalejo, un nuevo espacio de reflexión y diálogo auspiciado por la Unión de Periodistas de Cuba (UPEC), que busca generar un amplio debate sobre la realidad cubana, con la participación de reconocidas personalidades del ámbito de la política, la economía y las ciencias sociales.

Al necesario cambio de mentalidad que requiere la sociedad cubana en tiempos de transformación se dedicó el primer Catalejo, que tuvo a Alina Perera, periodista de JR, como moderadora, y donde Calviño aseguró que es preciso «romper la inercia del antidiálogo».

El profesor universitario y protagonista del programa televisivo Vale la pena manifestó que junto con las transformaciones hay que promover el cambio subjetivo, sin renunciar a la esencia de la Revolución, sino a todo lo que nos aleje de esa esencia.

«Necesitamos la mediación de posibilidades y condiciones que favorezcan la felicidad; favorecer nuevos sistemas de relaciones sociales, de trabajo, de producción. Pero solo favorecer; no podemos teledirigirlos. El cambio también transita por el aprendizaje de nuevas cosas».

El espacio «para la provocación y donde la convocatoria es pensar a Cuba para mejorarla» fue inaugurado por Antonio Moltó, presidente de la UPEC.

Como colofón del encuentro Manuel Calviño recibió la Moneda Conmemorativa Aniversario 50 de la UPEC, mientras que a un grupo de jóvenes del gremio de la prensa escrita les fue entregado el carné de miembros de la organización. El cierre musical fue de Tony Ávila, quien en sus canciones toca asuntos sociales cargados de picardía y dosis de buen humor.

También fue abierta La polilla inquieta, con la presentación de los libros La luz, bróder, la luz, de Joaquín Borges-Triana; y Periodista de provincia, de José Antonio Fulgueiras.

Ambos espacios tendrán sede en la Casa de la Prensa, en la capital, el primer y tercer viernes de cada mes.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.