Llamado a la vergüenza planetaria

Otorgan al ex fiscal general de Estados Unidos, Ramsey Clark, la Orden de la solidaridad de la República de Cuba, en multitudinaria tribuna efectuada durante el IX Coloquio por los Cinco, que concluyó ayer en la ciudad de Holguín

Autores:

Nyliam Vázquez García
Héctor Carballo Hechavarría

HOLGUÍN.— Cientos de palomas surcaron el cielo cuando miles de holguineros, reunidos ante el monumento al Che en esta ciudad, levantaron sus manos en reclamo por la libertad de los Cinco. La música de Lennon invitaba a imaginar un mundo de paz y la mañana había comenzado con una multitudinaria caminata encabezada por René González y los familiares de Gerardo, Antonio, Fernando y Ramón.

En la Tribuna Abierta de Solidaridad, las madres de los Cinco le entregaron al ex fiscal general de Estados Unidos, Ramsey Clark, la Orden de la Solidaridad de la República de Cuba.

Se reconoció así al destacado abogado y defensor de la lucha de los movimientos de derechos civiles no solo en su país, a quien ha sido contundente en la demanda del fin del bloqueo contra Cuba y la liberación de los Cinco.

Kenia Serrano, presidenta del Instituto Cubano de Amistad con los Pueblos, leyó la resolución del Consejo de Estado, firmada por el Presidente Raúl Castro.

«La Revolución Cubana es la más grande de todos los tiempos», expresó Clark, quien llamó a «mantener el camino, porque el éxito del proyecto cubano es un éxito compartido», dijo.

Al intervenir en la Tribuna, René González Sehwerert consideró el valor de la solidaridad, y especialmente el de las cartas, un escudo protector para los Cinco durante los 15 años de prisión.

Los jóvenes ratificaron su compromiso con la batalla por el regreso pleno de los Héroes. Pioneros y artistas aficionados dedicaron a los participantes en el acto hermosos himnos de amor, en una concentración que estuvo encabezada por Luis Antonio Torres Iríbar, miembro del Comité Central y primer secretario del Partido en la provincia; y Sucel Téllez, presidenta de la Asamblea Provincial del Poder Popular.

Con la presencia, también, de familiares de las víctimas del horrendo crimen de Barbados, hace 37 años, en la mañana de ayer se aprobó por los delegados la Declaración final del IX Coloquio por la liberación de los Cinco y contra el Terrorismo. Graciela Ramírez, integrante del movimiento internacional de solidaridad, informó sobre las principales tareas que desempeñarán los grupos de solidaridad.

Acordaron intensificar el apoyo a las acciones de divulgación y esclarecimiento a la población, particularmente en territorio de EE.UU., y demandar al presidente Obama que ejerza sus facultades constitucionales y libere a Gerardo, Ramón, Antonio y Fernando antes de cumplir sus sentencias. También decidieron alentar la participación en otros encuentros internacionales que se efectuarán en 2014.

Los representantes de los grupos de solidaridad convocarán a organizaciones juveniles en todo el mundo a la celebración de conciertos, foros educativos, maratones y otras actividades en defensa de esta noble causa, y de manera especial en el XVIII Festival Mundial de la Juventud y los Estudiantes, en Quito, Ecuador.

Envió Ramón misiva al Coloquio

Los participantes en el Coloquio recibieron un mensaje de Ramón Labañino, desde la prisión Federal de Ashland, Kentucky, el cual fue leído por su hija Laura.

«¡Es hora! Necesitamos una lluvia fuerte e infinita de solidaridad, de batalla, para exigir justicia, hasta que logremos la victoria final y podamos reunirnos, y entre todos disfrutar una nueva puesta de sol».

Ramón aseguró haber estado al tanto del encuentro en Holguín, agradeció las muestras de solidaridad y manifestó su optimismo en la victoria.

«Nuestra vanguardia, nuestro primer abanderado como diría Gerardo, es René. Él representa a Cinco hombres que decidimos entregar la vida por la obra buena de salvar vidas, de evitar guerras», expresó Ramón en su misiva.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.