Humor con filo

Las 45 primaveras del dedeté fueron celebradas con el panel ¡Dale F5 al humor! y una exposición retrospectiva

Autor:

Susana Gómes Bugallo

Los «dedeteros» están más que felices con las caricaturas que ya han llegado a su galería, en homenaje a los 45 años de la publicación humorística, cumplidos este 25 de febrero, desde que la cubanísima tradición de los suplementos La chicharra y El sable comenzó a ser enriquecida por esta nueva creación.

El Museo Nacional de Bellas Artes fue el anfitrión de la fiesta, en la que Antonio Moltó, presidente de la Unión de Periodistas de Cuba (UPEC), entregó la moneda conmemorativa 50 aniversario de la organización a ese colectivo.

La jornada comenzó con el conversatorio ¡Dale F5 al humor!, enriquecido por criterios de destacados periodistas y con la presencia, entre otros, del trovador Eduardo Sosa y de Ilse Bulit, humorista que dejó su huella en el dedeté.

Justo al inaugurar una expo por la celebración, el periodista José Alejandro Rodríguez, Pepe, relató que en un sueño se le había aparecido Tomy (Tomás Rodríguez Zayas), el gran caricaturista y amigo de los «dedeteros», que ya no está entre ellos. Le dijo que no escribiera nada para presentar la exposición retrospectiva dedeté 45 años. Que dijera lo que su corazón le dictara. Y así fue.

Pepe habló de los filósofos del humor, de lo que hacían la caricatura y la sátira por el mundo actual y Cuba, y de la diferencia entre la carcajada burlona de aquellos que no hacen arte y la sonrisa inteligente que provocan verdaderos artistas, como los del dedeté, cuyas obras pueden encontrarse en Juventud Rebelde y en la página digital que mantiene en la dirección www.dedete.cu.

En la celebración, en la que participaron varios amigos y colaboradores de la publicación humorística, el colectivo de Palante entregó al dedeté una singular pieza de arte.

René González, Héroe de la República de Cuba, llegó junto a su esposa a la actividad. Agradeció a los humoristas por ayudarlo a soportar la maldad tan extendida en este mundo, como la que condenó a sus hermanos, y a la que hay que exorcizar con ingenio.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.