La final camino a la Universidad

El segundo semestre de duodécimo grado es una etapa intensiva de preparación y consolidación de conocimientos para los exámenes de ingreso a la Educación Superior

COMO una etapa intensiva de preparación y consolidación de conocimientos para los exámenes de ingreso a la Educación Superior —que se inician el 6 de mayo— se considera el período desde enero, cuando comenzó el segundo semestre de duodécimo grado.

En un encuentro con la prensa, Rolando Rodríguez Rollero, director nacional de Preuniversitario, dijo que a pedido de los estudiantes se están ofreciendo teleclases mañana y tarde, con repasos y aclaraciones con los profesores en las aulas. «Además, hemos mantenido el grupo habitual y organizado subgrupos para la aclaración de dudas, sobre todo las vinculadas con la matemática, la geometría y la ortografía, que son las de mayores dificultades.

«Incluso, aun cuando tienen determinado dominio en los conocimientos, algunos estudiantes carecen de métodos para estudiar. Contribuir a que los adquieran es también nuestro objetivo», argumentó.

El directivo lamentó que a pesar del esfuerzo realizado para preparar a los profesores y la escuela para este momento, hay estudiantes que no asisten, porque prefieren ver las teleclases en sus hogares o buscar otros medios de preparación.

Explicó que el preuniversitario es la culminación del sistema nacional de enseñanza, por lo cual debe sintetizar los conocimientos adquiridos en subsistemas anteriores. «Estamos revisando nuestro trabajo para lograr una mejor formación integral de nuestros jóvenes, elevar el nivel de profundización de los conocimientos, así como aumentar sus motivaciones y aspiraciones».

Rodríguez Rollero destacó que el preuniversitario no es una educación masiva, sino selectiva. «Su objetivo es acceder a la Universidad. Por ello no se entiende que un estudiante de nuestros preuniversitarios no quiera luego realizar las pruebas de ingreso.

«Nos proponemos realizar un trabajo más intencionado para el ingreso en el próximo curso escolar, para que quienes lleguen a aquí lo hagan con una mejor orientación vocacional».

Argumentó que hace tres años el 77 por ciento de la matrícula llenaba las boletas de solicitud de carreras, mientras este año lo hizo el 79,9.

«El pronóstico es que el 79,6 de la matrícula apruebe los exámenes de ingreso, y esperamos que se cumpla. Nuestro propósito no es dar grandes saltos, sino ir mejorando paulatinamente, y lo estamos logrando, porque el ingreso, al igual que el porcentaje de preparación a exámenes, es para nosotros un indicador de eficiencia», puntualizó.

En este mismo sentido precisó que la matrícula total de duodécimo grado es de 42 967 estudiantes, y de ellos, 12 782 ya tienen carreras preotorgadas, —porque son alumnos de alto rendimiento o porque van a diversas modalidades de estudios en el Ministerio del Interior— los cuales no realizan pruebas de ingreso.

«Un total de 34 242 llenó la solicitud de carreras, y para cada uno de ellos hay una plaza en la Educación Superior, lo cual no quiere decir que se corresponda con sus aspiraciones», destacó. (Margarita Barrios)

Autor:

Margarita Barrios

Como una etapa intensiva de preparación y consolidación de conocimientos para los exámenes de ingreso a la Educación Superior —que se inician el 6 de mayo— se considera el período desde enero, cuando comenzó el segundo semestre de duodécimo grado.

En un encuentro con la prensa, Rolando Rodríguez Rollero, director nacional de Preuniversitario, dijo que a pedido de los estudiantes se están ofreciendo teleclases mañana y tarde, con repasos y aclaraciones con los profesores en las aulas. «Además, hemos mantenido el grupo habitual y organizado subgrupos para la aclaración de dudas, sobre todo las vinculadas con la matemática, la geometría y la ortografía, que son las de mayores dificultades.

«Incluso, aun cuando tienen determinado dominio en los conocimientos, algunos estudiantes carecen de métodos para estudiar. Contribuir a que los adquieran es también nuestro objetivo», argumentó.

El directivo lamentó que a pesar del esfuerzo realizado para preparar a los profesores y la escuela para este momento, hay estudiantes que no asisten, porque prefieren ver las teleclases en sus hogares o buscar otros medios de preparación.

Explicó que el preuniversitario es la culminación del sistema nacional de enseñanza, por lo cual debe sintetizar los conocimientos adquiridos en subsistemas anteriores. «Estamos revisando nuestro trabajo para lograr una mejor formación integral de nuestros jóvenes, elevar el nivel de profundización de los conocimientos, así como aumentar sus motivaciones y aspiraciones».

Rodríguez Rollero destacó que el preuniversitario no es una educación masiva, sino selectiva. «Su objetivo es acceder a la Universidad. Por ello no se entiende que un estudiante de nuestros preuniversitarios no quiera luego realizar las pruebas de ingreso.

«Nos proponemos realizar un trabajo más intencionado para el ingreso en el próximo curso escolar, para que quienes lleguen a aquí lo hagan con una mejor orientación vocacional».

Argumentó que hace tres años el 77 por ciento de la matrícula llenaba las boletas de solicitud de carreras, mientras este año lo hizo el 79,9.

«El pronóstico es que el 79,6 de la matrícula apruebe los exámenes de ingreso, y esperamos que se cumpla. Nuestro propósito no es dar grandes saltos, sino ir mejorando paulatinamente, y lo estamos logrando, porque el ingreso, al igual que el porcentaje de preparación a exámenes, es para nosotros un indicador de eficiencia», puntualizó.

En este mismo sentido precisó que la matrícula total de duodécimo grado es de 42 967 estudiantes, y de ellos, 12 782 ya tienen carreras preotorgadas, —porque son alumnos de alto rendimiento o porque van a diversas modalidades de estudios en el Ministerio del Interior— los cuales no realizan pruebas de ingreso.

«Un total de 34 242 llenó la solicitud de carreras, y para cada uno de ellos hay una plaza en la Educación Superior, lo cual no quiere decir que se corresponda con sus aspiraciones», destacó.

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.