Algo más que un color

Los días 25 de cada mes, el mundo invita a mirar hacia la violencia por razones de género sobre las mujeres y las niñas

Autor:

Margarita Barrios

Por su alcance e impacto en las personas, las diversas expresiones artísticas son un vehículo para proponer e incidir en las formas de pensar y actuar. Por ello realizadores, artistas y periodistas, entre otros profesionales vinculados a la cultura, se juntaron en el taller «Cultura vs. violencia: estrategias y compromisos de los artistas», como parte de las acciones desarrolladas en Cuba a propósito del Día Naranja, o día contra la violencia por razones de género sobre las mujeres y las niñas.

Convocado por la Federación de Mujeres Cubanas (FMC) y el Sistema de Naciones Unidas en Cuba, y en el contexto de la Campaña Internacional Únete, el encuentro tuvo como escenario la Editorial de la Mujer. Su directora, Isabel Moya, amplia conocedora del tema, explicó a los presentes que si bien la obra de arte es un hecho subjetivo e individual, puede ser muy importante para incidir en el trabajo que realiza el país para intentar prevenir, evitar y orientar acerca de la violencia de género.

El objetivo es que surjan iniciativas y que estas sean bien orientadas, reafirmó, pues lamentablemente algunos realizadores con buenas intenciones de ayudar, lo que hacen es reafirmar patrones preestablecidos que son discriminatorios.

En este sentido, Teresa Hernández, integrante del Secretariado Nacional de la FMC, destacó la labor que se realiza desde las Casas de Orientación de la Mujer y la Familia, y argumentó que son muchas las acciones que todavía deben desplegarse para que los resultados sean más satisfactorios. El trabajo con los jóvenes es fundamental, dijo, y para ello es necesario desarrollar iniciativas que lleguen y sensibilicen a todos en este empeño.

La existencia en Cuba de una política oficial encaminada a prevenir y combatir la violencia intrafamiliar y contra la mujer ofrece  garantías, pero no puede decirse que por ello se haya logrado eliminar este flagelo, que va más allá del hogar y puede estar presente en espacios públicos, centros laborales y estudiantiles.

El Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer se aprobó por la Asamblea General de las Naciones Unidas el 17 de diciembre de 1999 y se celebraba anualmente cada 25 de noviembre para conmemorar el crimen de las tres hermanas Mirabal (Patria, Minerva y María Teresa), activistas políticas dominicanas asesinadas ese día de 1960 por orden del dictador Rafael Leónidas Trujillo.

En 2008 se puso en marcha la campaña Únete, de la Naciones Unidas, para poner fin a la violencia contra las mujeres, la cual aspira a movilizar la opinión pública mundial y a los Gobiernos en el propósito de prevenir y eliminar la violencia contra mujeres y niñas en todos los rincones del mundo, y la jornada se multiplica los días 25 de cada mes.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.