Se trabaja por disminuir contaminación en la cuenca Zaza

Organismos e instituciones espirituanos cumplen rigurosamente con una amplia estrategia de acciones para disminuir la carga contaminante de la segunda cuenca más extensa del país

Autor:

Lisandra Gómez Guerra

SANCTI SPÍRITUS.- El cumplimiento estricto de la estrategia de trabajo trazada para disminuir los volúmenes de la carga contaminante de la Cuenca Zaza, la segunda más extensa del país, resulta premisa de varios organismos e instituciones de esta provincia.

Gracias al constante accionar y al chequeo de especialistas de diferentes entidades del territorio, como de la Unidad de Medio Ambiente (UMA), perteneciente al Ministerio de Ciencia, Tecnología y Medio Ambiente (Citma), la Delegación Provincial de Recursos Hidráulicos, la Dirección Provincial de Suelo y el Servicio Estatal Forestal, se han incrementado las capacidades de tratamiento de residuales en cooperativas agropecuarias que afectan fuentes de tratamiento de agua a la población.

Igualmente han aumentado las inversiones previstas en el programa porcino, que ha traído beneficios para la Unidad Empresarial de Base Cacahual con la reparación de las conductoras que van a las lagunas de oxidación.

Otros de los logros obtenidos en este año, según informó Isidoro Rodríguez González, máximo responsable del Consejo Territorial de la Cuenca Zaza, es la ampliación o construcción de biodigestores en instalaciones del Minint y 44 en las diferentes entidades productivas, pertenecientes a la Asociación Nacional de Agricultores Pequeños (ANAP), a través de un proyecto del Fondo de Medio Ambiente.

Dijo, además, que se han analizado todas las entidades que no hacen uso eficiente del agua para disminuir los volúmenes de residuales; así como la elaboración del proyecto de la Refinería Sergio Soto, de Cabaiguán, a fin de separar los pluviales de los residuales desde el sistema de tratamiento de residuales de hidrocarburos.

Rodríguez González explicó que el 63 por ciento de la carga contaminante proviene de los asentamientos urbanos, por lo que se refuerza el accionar en esas zonas. La elaboración del proyecto de alcantarillado de la ciudad de Trinidad y el de saneamiento del río Yayabo, de Sancti Spíritus, son ejemplos de cuanto se hace.

El cauce de la cuenca Zaza posee alrededor de 213 kilómetros cuadrados de extensión, con el 80 por ciento en esta provincia y el resto en Villa Clara, por lo que allí también se ejecutan acciones para mejorar su estado, como la reparación de todo el sistema primario, dragado de la primera laguna y reparación del biogestor del Centro Porcino de Remate de Arioza, en Remedios, así como la terminación del proyecto de solución de residuales del hospital de Placetas.

Aunque la Cuenca Zaza, la segunda más extensa del país, es objeto de una exhaustiva estrategia de acciones para reducir el volumen de su carga contaminante, aun se precisa de un empuje de los engranajes institucionales y una mayor responsabilidad pública de las personas que inciden en la contaminación de sus aguas, en el bajo índice de la cobertura boscosa de la zona y en afectaciones a la agroproductividad del suelo, principales males presentes en ese acuatorio del centro de la Isla.

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.