Bienvenidos al club de los «entrometidos»

Los municipios agramontinos de Sierra de Cubitas y Najasa celebraron sus asambleas de balance X Congreso de la UJC

Autor:

Yahily Hernández Porto

Los más de 130 kilómetros que separan a los municipios agramontinos de Sierra de Cubitas y Najasa se desvanecieron ante la convergencia de un centenar de jóvenes comunistas, quienes desarrollaron, casi simultáneamente, sus asambleas de balance X Congreso de la UJC.

Las citas juveniles rompieron con la tendencia burocrática, alejadas de la costumbre de analizar interminables informes. La dinámica de los debates se centró en cómo estimular vínculos con un universo juvenil que demostró sumarse cuando se le convoca.

«No hay mejor ejemplo que las conexiones necesarias», refirió Dayanis Dutil, quien labora en la emisora de Sierra de Cubitas.

Similar razonamiento llegó al plenario en la reflexión del trabajador por cuenta propia Dani León. «Convoqué a todos los bicitaxistas y nos fuimos a una excursión por los montes de Sola. En ese ambiente natural hicimos nuestra Conexión necesaria, y empezaron a plantearse los problemas, con los que hoy sigo batallando».

Las cerca de 30 intervenciones de los delegados en la dupla de intercambios despejaron cómo el prestigio de la UJC se conquista con acciones más que con discursos.

«El protagonismo se logra en la base, con la responsabilidad de no descansar mientras exista un planteamiento juvenil por resolverse», recalcó Daily Rodríguez, trabajadora de la OBE del sureño Najasa.

Con mucho orgullo la muchacha narró el quehacer diario en su empresa. «No es una responsabilidad fácil la de estar siempre exigiendo las respuestas, pues me he buscado hasta el apodo de entrometida».

Las palabras de Daily estremecieron el plenario, porque ella colocó la varilla bien alta —como se dice en cubano—, para aquellos militantes que no desempeñan un rol activo y combativo en su escenario.

Rubert Ramírez, delegado de su circunscripción en el poblado de La Sacra, relató: «No hay que temerles a los problemas, porque ha llegado el momento de rectificar lo mal hecho y ratificar con acciones que la juventud cubana está comprometida con su Revolución. Yo también me busco unos cuantos “rollos” por hacerlo», corroboró el delegado.

Roberto Conde Silverio, primer secretario de la UJC en Camagüey, insistió durante ambos diálogos, en que la juventud comunista no podía continuar discutiendo informes y documentos: «Hay que precisar las soluciones en los diferentes escenarios», acotó.

Joan Cabo, miembro del Buró Nacional de la UJC, subrayó: «No teman entrometerse en los problemas. Y Daily, bienvenida al club de los entrometidos, y a todos aquellos que estén dispuestos a buscarse problemas».

Agregó que «nada nos puede ser ajeno a los jóvenes, porque el proceso revolucionario que construimos es de todos, por lo que es preciso que los jóvenes del país combatan lo mal hecho. Solo así estaremos defendiendo en cada pedacito de tierra la Revolución.

«Cualquier momento —declaró— es bueno para combatir; incluso con el actuar activo y combativo estaremos extendiendo, después de esta asamblea, la esencia del X Congreso de la UJC; es no dejarlo morir, luego del desarrollo de las conexiones necesarias y de los diálogos abiertos».

Arairis Cardoso Figueredo, miembro del Buró Provincial del PCC en Camagüey, manifestó que la UJC tiene el deber de mantener un sistema de trabajo coherente luego de que tuvieron lugar los intercambios juveniles.

«Evaluar todas las preocupaciones planteadas por los jóvenes, darles seguimiento, es punto de partida para el trabajo político e ideológico, y el Partido —acentuó— tiene como tarea acompañar a la UJC en este propósito».

Ambas citas juveniles estuvieron precedidas por las asambleas Diálogo abierto, donde las instituciones dieron respuesta a los delegados sobre preocupaciones emergidas en la base. Los jóvenes también disfrutaron de un concierto de Arnaldo y su Talismán, que estuvo acompañado por un despliegue del talento artístico cultural de estos municipios, y por ferias agropecuarias y festivales deportivos.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.