El protagonismo de los «locos»

Diverso, franco, profundo y «caliente» fue el debate de la primera asamblea provincial de la UJC, efectuada este sábado en Cienfuegos

Autor:

Glenda Boza Ibarra

CIENFUEGOS.— El auditorio fue bien heterogéneo: un trabajador por cuenta propia, un campesino, una profesora, un artista y una maestra. Unos llevaban pinchos y pantalones a la moda, otras uñas de acrílico y sayas sobre la rodilla. La mayoría vestía de color rojo o blanco, o llevaba a Mella, Camilo o el Che sobre el pecho.

Así, heterogénea, es nuestra juventud; por eso diverso, franco, profundo, «caliente» fue el debate de la primera asamblea provincial de la UJC, efectuada este sábado en Cienfuegos.

Viviana García Escudero, militante del Hospital Provincial «rompió el hielo» y el orden temporal de las cosas al lanzar una interrogante conclusiva: ¿Qué vamos a hacer para no dejar morir este proceso?

«Tenemos el reto de continuar estos análisis, reflexiones y propuestas aun después del cónclave nacional. La juventud debe mantener el protagonismo que ha alcanzado en estos días en cada municipio, en cada centro laboral, a través de las conexiones necesarias con los jóvenes no militantes».

Incluso si ese protagonismo conduce a ser llamados locos, como le sucedió a Rubén Peña, secretario del Comité UJC del IPVCE Carlos Roloff.

«No nos conformamos con que la marcha de las antorchas fuera solo en las capitales provinciales y La Habana. Cuando lo propusimos, alguien nos dijo que era una locura, que con la sequía que hay, quemaríamos los campos de cítricos cerca». Pero nada se quemó, y los estudiantes se sintieron tan protagonistas como el resto.

A la realización de tales iniciativas convocaron los delegados, para lograr entonces que aquellos con condiciones para pertenecer a la organización se sientan estimulados a integrarla y los que ya son miembros se sientan útiles y privilegiados.

«Hay que ponerse botas, casco y overol, y llegar en los turnos de la madrugada para saber qué opinan los jóvenes», afirmó Arianna Gil, secretaria del Comité de la UJC en la Termoeléctrica Carlos Manuel de Céspedes.

«Para lograr el estímulo y la motivación también hay que exigir el apoyo de la administración y las otras organizaciones, pero además hay que ser ejemplo».

Luis Yaniel Díaz conoce que el 30 por ciento del ingreso al presupuesto del municipio de Rodas es aportado por los cuentapropistas como él.

«Me alegra poder venir aquí y exponer nuestras preocupaciones. Sabemos que las acciones de subversión político-ideológica tienen al sector privado en la mirilla, pero este es momento para pedirle a la dirección del país confianza en nosotros, quienes como los estatales también queremos echar pa’lante la economía cubana».

«No podemos pensar que porque no estábamos acostumbrados a trabajar con ellos, no hay que ir allí y atenderlos», destacó Yuniasky Crespo Baquero, primera secretaria del Comité Nacional de la UJC.

«Tenemos que hacer la organización más dinámica, inclusiva y transformadora, que se parezca a las características biológicas de los jóvenes y que no sea para sí solamente, sino que trabaje para toda la juventud, adolescentes y niños cubanos», agregó Yuniasky Crespo.

La humanización de la historia de nuestros héroes y mártires, estudios sobre el consumo cultural en cada localidad, y el uso de las nuevas tecnologías en función de compartir contenidos con calidad, generar debates sobre diversos temas y crear espacios más atractivos, fueron exigencias y propuestas argumentadas por los delegados.

Frank Pérez Aguayo, presidente de la AHS en Cienfuegos, insistió en el protagonismo de esta vanguardia artística para ofrecer actividades variadas en instituciones culturales y espacios de espontánea participación de la juventud.

«Hoy existe el llamado paquete semanal —para nadie es un secreto que hay jóvenes que lo consumen—. Debemos estimular y jerarquizar nuestras creaciones, las muestras más valiosas del buen arte cubano. Así la gente elegirá entre lo bueno y malo, y decidirá lo que quiere ver, leer y disfrutar».

Otros delegados también insistieron en la importancia de fomentar en los medios de comunicación las mejores propuestas del arte hechas en cualquier territorio de la Isla.

«Hay que defender la historia, como muchos han reafirmado», indicó Abelardo Álvarez Gil, miembro del Secretariado del Comité Central del Partido, quien presidió la reunión.

«Ustedes están más preparados, tienen más conocimiento y entusiasmo que quienes hicimos la Revolución; por eso escuchándolos nos damos cuenta de que no fallarán. Son el relevo del país, van a dirigir este país y confiamos en que lo harán bien».

Aunque no todos pudieron expresar sus experiencias, opiniones y propuestas, en el espacio Fraguando Ideas, que sesionó este viernes, tuvo lugar un amplio y profundo debate en torno a la realidad actual del país. Muchas de las intervenciones de este viernes resumieron los diversos tópicos tratados en esos encuentros.

Durante la asamblea, a la que asistieron las principales autoridades del Partido y el Gobierno en el territorio, fue presentada la delegación al X Congreso y el nuevo Comité Provincial de la UJC, en el cual se ratificó como su primer secretario a Diosvany Acosta Abrahantes.

Una fiesta Con todos fue el final de este proceso, como muestra de que el congreso no morirá, porque los jóvenes cienfuegueros, alegres y profundos, lo continúan.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.