Santiago contra la sequía

Acciones emergentes protegen  el abasto de agua a la población en la ciudad heroica, la cabecera de peor situación del país, y seis de los nueve  municipios de la oriental provincia

Autor:

Odalis Riquenes Cutiño

Santiago de Cuba.— Garantizar y proteger la entrega de agua a la población y a sectores como la ganadería es el propósito de las acciones emergentes que se emprenden en este lado cubano para minimizar los efectos de la sequía, que deprime hoy sus fuentes de abasto superficiales y subterráneas hasta niveles sin precedentes.

La ingeniera Janet Triana Cobo, delegada de Recursos Hidráulicos en la provincia, explicó a JR que los 11 embalses del territorio almacenan actualmente el 27,1 por ciento de llenado respecto a su capacidad total, con la situación más difícil  en la presa Parada, que solo alcanza el 6,8 por ciento.

Esta cruda realidad ha hecho que los especialistas de la Empresa de Aprovechamiento Hidráulico reduzcan el gasto de entrega de las presas a la ciudad: de 2 300 litros  por segundo a 1 300, con el consecuente efecto en el alargamiento de los ciclos de distribución a 16, 24 y hasta 30 días y el acortamiento del tiempo de servicio de entrega de agua a los hogares.

En estado crítico, según precisó la directiva, se encuentran igualmente las cuencas subterráneas San Juan y Parada, donde los monitoreos periódicos confirman  el descenso sin precedentes de sus niveles, lo que ha obligado a la adopción de medidas como la restricción de su gasto de entrega y la constante evaluación de los ciclos de distribución de los sectores hidrométricos que se abastecen de este sistema, sobre todo pendientes del hecho de que ambas son cuencas abiertas al mar  y corren el riesgo de la instrucción salina.

Esto ocurre en los finales de un período húmedo que ha sido notoriamente escaso de lluvias, lo que pone al territorio en condiciones muy desfavorables de cara a la temporada seca 2015-2016, que se inicia el próximo primero de noviembre y se extenderá hasta abril.

Ante esta situación, calificada por los entendidos como  muy tensa, el Grupo provincial de enfrentamiento de la sequía, activado desde el 21 de agosto del 2014, mantiene el monitoreo constante, la evaluación oportuna y el accionar conjunto de todos los organismos de la provincia, con el concurso de la Defensa Civil y  bajo la dirección del Partido y el Gobierno, en función de adoptar las alternativas que garanticen mantener el servicio con la disponibilidad de agua con que se cuenta.

Antonio Rodríguez Rodríguez, vicepresidente del Instituto Nacional de Recursos Hidráulicos (INRH), explicó aquí a la prensa que fuerzas  conjuntas de La Habana, las  Tunas, Camagüey y del oriental territorio, ejecutan aceleradamente acciones por valor de alrededor de 40 millones de pesos –las cuales, dijo, se quedarán como soluciones futuras-, en aras de garantizar el servicio de agua tanto en la cabecera provincial, la de peor situación del país, como en los municipios de Palma Soriano, Tercer Frente, y poblados como Baire y Palmarito, en Contramaestre y Mella, respectivamente, con situaciones muy críticas.

Así, se encuentra en fase de terminación  el trasvase Gota Blanca- la Clarita, 8,7 kilómetros de tuberías que permitirán aprovechar cerca de 15 millones de metros cúbicos de agua disponibles en este embalse en beneficio de la ciudad de Santiago de Cuba y  de mantener la entrega a la de Palma Soriano, cuya fuente de abasto está agotada desde inicios de año.

Igualmente se ejecuta el trasvase Mogote II, conductora paralela a la hasta ahora existente que permitirá duplicar la entrega de agua (de 700 a  1 400   litros por segundo), desde la presa Carlos Manuel de Céspedes hacia la Gilbert, en función de sostener la entrada del líquido a la potabilizadora de Quintero, fuente de abasto del 80 por ciento de la urbe santiaguera, que hoy no garantiza los 1 300 litros por segundo que  debe entregar a la ciudad.

A estas grandes inversiones se une la perforación y aforo emergente de más de un centenar de pozos y la construcción de estaciones de bombeo, que han permitido  activar subsistemas independientes y mitigar la tensa situación en comunidades  como el Carmen, el Espaldillo, Mar Verde,  El Recreo  y más recientemente Dos Bocas, entre otros sitios.

Aceleradamente, precisó Rodríguez Rodríguez, se comenzó al suroeste de la ciudad heroica, la construcción de la obra civil  para el emplazamiento de dos  modernas plantas desalinizadoras, que  tras el tratamiento del agua de mar contribuirán con unos 50 litros por segundo al sistema de Parada, -que demanda unos 300 litros por segundo-,  y, sobre todo, permitirán solventar las necesidades de entidades importantes como la Refinería Hermanos Díaz y la Central Termoeléctrica Antonio Maceo.

Asimismo y como prueba de que el país no escatima recursos en el enfrentamiento de esta intensa sequía que afecta a 144 de los 168  municipios cubanos, se ultiman detalles para, como parte de un convenio firmado con  Rusia, iniciar el bombardeo de las nubes con pirocartuchos de yoduro de plata, a fin de provocar las lluvias  en la cuenca del Cauto y otras zonas del Oriente. De resultar dicha experiencia, que se ha realizado con éxito en China y Canadá, pudiera extenderse a otras provincias cubanas fustigadas por la sequía.
Triana Cobo dijo que para enfrentar los bajos niveles de presión en la entrega del líquido a los 32 sectores hidrométricos y cuatro poblados con que cuenta la ciudad santiaguera, fueron interconectados los tres sistemas de abasto: Quintero, San Juan y Parada, todos con situación desfavorable.

Asimismo, se impulsan  programas para  la rehabilitación de los equipos de bombeo de los edificios, la supresión de salideros que eliminen cualquier vestigio de derroche, y para el metraje del agua, con la esperanza de que ayude a fomentar una conciencia de ahorro entre la población.

Existe además una estrategia para la distribución de agua a través de pipas, que en la actualidad une al  abasto a las comunidades sin redes,  la entrega a 299 puntos críticos de la urbe: zonas en las que los ciclos de distribución se ven alargados o el agua no llega nunca debido a  las bajas presiones.

Igualmente todos los organismos que cuentan en su parque de vehículos con estos medios, además del autoabastecimiento a sus entidades, tienen definido a diario un  número de viajes en apoyo a la distribución del líquido a la población.

En el costero municipio de Guamá, donde apenas se registran precipitaciones en el año, se implementan alternativas, con el apoyo de Cubasolar para el bombeo de agua desde los  nuevos pozos construidos, a través de modernos sistemas dotados de bombas sumergibles, un panel de control y celdas fotovoltaicas,  que posibilitan el abastecimiento  directo de las comunidades.

La  joven delegada de Recursos Hidráulicos en Santiago de Cuba reconoció como una gran fortaleza en este adverso contexto el contar con un acueducto rehabilitado, nuevo en conductoras y redes, sin el cual –insistió-, hubiera sido imposible  realizar las complejas operaciones que cotidianamente se hacen para poder llegar a todos los sectores hidrométricos.

Decisivo asimismo, según la especialista, en que el enfrentamiento a este período no haya sido tan traumático, es  el sistema de información establecido, que permanentemente da cuenta a la población sobre la situación de las cuencas, las medidas que se van aplicando, y el llamado al uso racional del liquido,  a través de paneles informativos y la gestión de la radio, la televisión y la prensa locales.

Unido a las  obras en ejecución, que dotarán a la provincia de nuevas potencialidades para enfrentar períodos de sequía, Triana Cobo informó que  se estudian y proyectan nuevas inversiones que pudieran dar solución definitiva al problema del suministro del vital líquido en este lado cubano.

Por lo pronto, si el agua no cae del cielo los santiagueros deberán hacer un uso más eficiente de dicho recurso, y ganar en conciencia de que las acciones extraordinarias valen tanto como cerrar una llave en tiempo o evitar cualquier forma de derroche.

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.