El Barrio Premia a la Universidad pinera

El reconocimiento de los CDR recompensa el protagonismo de la FEU para atender y aportar soluciones desde el conocimiento a las demandas económicas y sociales de la Isla de la Juventud

Autor:

Roberto Díaz Martorell

NUEVA GERONA, Isla de la Juventud.— Cuando el Secretariado del Ejecutivo Nacional de los Comité de Defensa de la Revolución (CDR), otorgó el Premio del Barrio a la Universidad Isla de la Juventud Jesús Montané Oropesa reconoció las influencias socioeducativas de esa casa de altos estudios en la comunidad.

El Doctor en Ciencias Leonardo Cruz Cabrera, rector de la Universidad pinera, expresó que «el Premio es una recompensa al esfuerzo, trabajo y resultados de la comunidad universitaria y en particular al protagonismo de la FEU, y al mismo tiempo es el combustible que necesitamos para incrementar la participación en nuestras comunidades y aportar soluciones a demandas económicas y sociales en ese contexto».

Para el otorgamiento de esta distinción, la mayor organización de masas del país tuvo en cuenta que a partir del proceso de integración de las universidades, la institución pinera fortaleció el programa de Extensión Universitaria entre los que figuran proyectos dirigidos a la creación de áreas recreativas en zonas alejadas, realización de talleres artísticos para descubrir los talentos del barrio y la Incorporación social de personas con necesidades educativas especiales entre otras acciones.

Destaca por su valor humanista e integrador el proyecto Barquito de Papel, de la Facultad Pedagógica, dirigido a niños con necesidades educativas especiales y a sus familias residentes en comunidades de difícil acceso para poner el conocimiento y la práctica en función de las necesidades de la sociedad.

Ismael Torres, estudiante de cuarto año de la carrera de Logopedia y uno de los miembros del proyecto comentó que trabajan con «niños con problemas en el habla y psicológicos como el autismo, y otras enfermedades de baja prevalencia y lo hacemos mediante actividades culturales y de recreación sana; nosotros primero diagnosticamos y caracterizamos la comunidad, luego planificamos la estrategia de intervención y lo hacemos de manera organizada, sistemática e inclusiva», comentó.

Los CDR otorgan el Premio del Barrio para reconocer y estimular a personas, colectivos y familias que forjan, juntan, potencian y con su ejemplo, perseverancia y tenacidad demuestran la unidad indestructible de la Revolución cubana y este año entregan 37 lauros, 16 escuelas, nueve familias, uno a un colectivo, ocho a cubanos y cubanas de modo individual, y tres a proyectos comunitarios.

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.