La juventud necesita viajar en el tiempo

Durante la gala por el Día de la Cultura el ministro de este sector, Abel Prieto Jiménez, recordó la importancia de que los más jóvenes conozacan los momentos fundacionales de la nación cubana

Autor:

Osviel Castro Medel

BAYAMO, Granma.— Es importantísimo que los jóvenes cubanos conozcan todo lo que ocurrió en los momentos fundacionales de la nación cubana y las circunstancias en que surgieron símbolos patrios como el Himno de Bayamo.

La idea fue expuesta en esta ciudad por el ministro de Cultura, Abel Prieto Jiménez, quien señaló que la generación de Céspedes y de Perucho Figueredo se iluminó por una idea superior y realizó algo excepcional.

Después de presenciar, junto a otros intelectuales y cientos de bayameses, la hermosa gala por el Día de la Cultura y por el estreno del Himno Nacional, Abel manifestó que los más nuevos deberían reflexionar sobre cuánto significado tuvieron aquellos hechos, cuando un grupito de hombres lo perdió todo y se lanzó contra el imperio español con unas pocas y modestas armas, sin ayuda del exterior.

Como preámbulo a la gala, Miguel Barnet, presidente de la Unión de Escritores y Artistas de Cuba (Uneac), se refirió a algunos de los antecedentes de la toma de Bayamo (20 de octubre de 1868) y especialmente a la actitud de Carlos Manuel de Céspedes, quien fue capaz de convocar a sus esclavos a la lucha por la independencia nacional.

«Nuestro Himno Nacional no fue una casualidad histórica, sino consecuencia de la toma de conciencia que los cubanos teníamos de ser libres y decidir nuestro destino», sentenció.

«El 20 de octubre Perucho Figueredo completó su obra al dar a conocer los versos seguramente pensados o escritos antes de que la memoria popular consagrara su imagen de patriota inspirado sobre la cabalgadura mambisa en lo que Martí llamó “la hora más bella y solemne de nuestra patria”», añadió.

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.