Camino a la eternidad

El primer lugar de reposo, antes de proseguir marcha hacia la eternidad, fue el sitio donde descansan el Guerrillero Heroico y su Destacamento de Refuerzos, en Santa Clara

Autor:

Juventud Rebelde

«Serán ceniza, mas tendrán sentido/ Polvo serán, mas polvo enamorado», habría dicho el poeta cuando, desde el Ministerio de las Fuerzas Armadas, el eterno precursor de la utopía, el invicto Comandante de la libertad, retornó al jeep rebelde para comenzar otra caravana.

Como si sintiera el aliento de los árboles de Birán entró a la urna de cedro, cubierta con la bandera más bella que existe. Comenzó entonces el baño de pueblo y fue recibiendo amor por todos los rincones, donde queda la huella de su recorrido inverso con una tropa de jóvenes barbudos.

El primer lugar de reposo, antes de proseguir marcha hacia la eternidad, fue el sitio donde descansan el Guerrillero Heroico y su Destacamento de Refuerzos, en Santa Clara. Estuvieron juntos por unas horas. Y cuentan que al final de la madrugada, cuando llegó la hora de continuar, se estremeció la ciudad con el abrazo de los dos Comandantes, fundidos en un ¡Hasta la victoria siempre!

Salida del Minfar, para tomar el camino de su caravana libertaria. Foto: Abel Padrón Padilla/ ACN

En el Ministerio de las Fuerzas Armadas Revolucionarias, el dolor más íntimo de familiares y compañeros de lucha. Foto: Abel Padrón Padilla/ ACN

Foto: Abel Padrón Padilla/ ACN

La Caravana recorre el mismo trayecto a la inversa de los barbudos victoriosos de 1959.

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.