Llevarse el terruño al Festival

Otros tres muchachos han sido elegidos a la magna cita de la juventud mundial, donde pretenden reflejar las singularidades de su país

Autores:

Osviel Castro Medel
Liudmila Peña Herrera

Bartolomé Masó, Granma.— El viaje más largo que hasta ahora hizo Claudia García Ferrer en su vida fue a Mayabeque. Por eso, a sus 16 años, esta muchacha residente en El Caney de las Mercedes, en la precordillera de la Sierra Maestra, no soñaba con volar hasta Sochi, la ciudad rusa que en octubre acogerá el 19no. Festival Mundial de la Juventud y los Estudiantes.

«Claro que no me lo esperaba», confesó ella minutos después de recibir, de manos de Yanetsy Rodríguez Sampson, miembro del Buró Nacional de la Unión de Jóvenes Comunistas (UJC), el documento que la avala como delegada directa a la cita universal.

«Cuánto de historia de mi municipio pudiera contar en Sochi», agregó la estudiante de onceno grado del Instituto Preuniversitario Rural Delfín Moreno, de Bartolomé Masó, centro situado dentro de la Ciudad Escolar Camilo Cienfuegos, primera gran obra educacional construida por la Revolución y donde Ernesto Che Guevara encabezó el primer trabajo voluntario masivo en Cuba.

En Ciudad Escolar también se desarrolló el acto por 26 de Julio de 1960, una de las celebraciones más hermosas que ha tenido la fecha. Y de eso también podrá hablar en Rusia Claudia, quien por más señas es hija de maestros y aspirante a la hermosa carrera de Medicina.

Un ganadero en Sochi

Jiguaní, Granma.— «A mí hay que darme candela para sacarme de aquí», dice con una sonrisa después que se ha aplacado la nube de periodistas, deseosos de recoger su testimonio.

La frase le sale del alma a Karel Leyva Trinchet, un ganadero especial que acaba de ser electo delegado directo a la cita mundial de la juventud, y a quien también entregó su credencial Yanetsy Rodríguez.

Este ingeniero informático se desempeña como especialista en calidad en la Empresa de Genética y Cría Manuel Fajardo, de Jiguaní, y aunque no está directo «en el monte», ha terminado enamorándose de las faenas propias de este sector.

«La ganadería no tiene hora, es de sacrificios; se trabaja de día y de noche aunque cuando hay resultados surgen los estímulos», expresó a JR este joven de 27 años.

«Mi infancia transcurrió en Cauto La Yaya, que es una zona de campo cercana a Dos Ríos y aun así no quería trabajar en una empresa agropecuaria, pero desde que descubrí sus encantos... me quedo aquí», admitió él, quien se graduó con título de oro en la Universidad de Granma.

Karel, desde 2014, el año de su inicio laboral, controla en su empresa los procesos productivos, está encargado de potenciar la ciencia y técnica y vela por la preservación del medio ambiente.

Emoción y timidez

BANES, Holguín.— Tal vez en el caserío de La Palma no sepan mucho sobre Sochi, pero de que hubo alegría en el vecindario, la hubo, al correrse el notición de que Jolver Yoan Rojas Núñez irá al Festival Mundial de la Juventud.

Los «viejos» lo recibieron llorando en la noche; la mujer y sus dos niñas le cayeron a besos cuando puso un pie en la casa, y todos se sentaron a escuchar el relato que reveló el resultado final de la votación de los militantes de la UJC y los trabajadores del hotel Brisas Guardalavaca, y cómo Eddy Galán Jiménez, miembro del Comité Nacional de la UJC, le colgó del cuello la credencial de delegado directo a quien quizá sea el más tímido de los cubanos en la magna cita, y el único que representará al sector turístico.

«No imaginaba este honor, porque Lianet Aguilera, la otra precandidata, tiene cualidades maravillosas y un nivel de preparación excepcional», dice este muchacho de 33 años, quien se desempeña como jefe de turno de seguridad interna y es secretario general del Comité UJC de la instalación turística.

Claudia García Ferrer. Foto: Armando Ernesto Contreras Tamayo/ACN

Karel Leyva Trinchet. Foto: Armando Ernesto Contreras Tamayo/ ACN

Yoan Rojas Núñez. Foto: Rafael Oramas

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.