Ratifican necesidad de obrar desde el compromiso - Cultura

Ratifican necesidad de obrar desde el compromiso

En el balance de la Asociación Hermanos Saíz en Granma, los jóvenes artistas y escritores coincidieron en que la organización debe continuar siendo un espacio de debate revolucionario

Autor:

José Luis Estrada Betancourt

BAYAMO.— EL orgullo de vivir en una nación donde, desde una organización de creadores como la Asociación Hermanos Saíz, los criterios de los jóvenes artistas y escritores sean tomados en cuenta e influyan en las decisiones de política cultural del país, fue expresión unánime de quienes participaron en la asamblea de balance de la AHS en Granma.

En la cita, donde se ratificó al músico Dayron Fonseca como presidente provincial, quedó claro que la Asociación no puede dejar de ser un espacio de debate revolucionario y comprometido, que contribuya a proponer soluciones desde la participación, con el fin de mejorar la vida cultural de los territorios, acompañando las instituciones, sin suplantarlas en sus tareas.

Al realizador audiovisual manzanillero Geordan Rodríguez Milanés no le caben dudas de que desfallecerán todas las fuerzas «si vemos a la AHS desde el punto de vista utilitario, porque ella siempre ha sido un sitio para el crecimiento espiritual, para ejercer el criterio profundo, para desarrollar el pensamiento crítico, para enfrentar lo que está mal hecho.

«Estoy notando que en nuestros debates estamos cayendo en las trampas que como jóvenes rebeldes, críticos, denunciamos constantemente. A veces noto una tendencia a separarnos de los problemas, los miramos desde lejos como si no formáramos parte de esa sociedad imperfecta pero viva en que habitamos; como si no supiéramos que con nuestras acciones podemos influir en estos, transformarlos. Somos portadores de un discurso nuevo, pero sus códigos no nos pueden condenar a una constante incomunicación».

Desde esa postura, Yasmina Iglesias, también realizadora audiovisual, considera que los asociados deben preguntarse cada día qué hacemos para que los proyectos marchen de la mejor manera y contribuyan a la espiritualidad de nuestra gente. Para ella la sistematicidad tiene que ser una constante en el trabajo de la organización.

Piensa asimismo que ya va siendo hora de revisar eventos «que se nos van escapando como el Rock de la Loma, pero lo que más me preocupa es que algunas veces los encuentros teóricos permanecen vacíos porque los artistas no participan y se pierden la oportunidad de adquirir una mayor dimensión intelectual a partir del análisis y la reflexión sobre la vida sociocultural de nuestro país».

El acceso limitado de los artistas a las nuevas tecnologías en la provincia, estuvo entre los temas que se discutió con fuerza. «La guerra de la tecnología hay que ganarla desde la tecnología, y ponerla en función del talento, único modo de enfrentar la banalidad que está ahogando muchos espacios de la sociedad».

Jesús Rodríguez, director de programa de la radio en Bayamo, considera que no se le puede temer al discurso de los jóvenes creadores, «que es el mismo de esta Revolución. Deberíamos temerle a aquellos programas que le hacen el juego a la pseudocultura. No se puede seguir viendo a los miembros de la AHS como una amenaza. Es común que se presenten proyectos diferentes y que permanezcan engavetados. Granma es hoy otra provincia y los medios deben andar en sintonía con eso».

Joel Queipo, al frente de la esfera ideológica del Buró Nacional de la UJC, felicitó a los asociados por la honestidad y la responsabilidad con que se abordaron temas trascendentales para la vida cultural del territorio. Ponderó el modo como se discutieron los principales desafíos de la organización y los convidó a continuar consolidando el trabajo de la AHS y acercarse al talento joven dondequiera que esté. «La Revolución tiene en ustedes un ejército en el cual confía».

Al concluir la jornada, la Dirección Nacional de la AHS visitó el Parque Nacional La Demajagua, lugar donde se iniciaron las luchas libertarias, y que es hoy fuente de inspiración para las nuevas generaciones de cubanos. Allí se le rindió homenaje a Carlos Manuel de Céspedes, el Padre la Patria, justo el día en que se cumplieron 140 años de la Asamblea Constituyente de Guáimaro, y su proclamación como Presidente de la República en Armas.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.