Sergio Vitier y el concierto perfecto

El nuevo disco Concierto en La Habana de Sergio Vitier es resultado de un concierto con la Sinfónica el 9 de marzo de 2008 en el Teatro Amadeo Roldan y abarca más de 30 años de composición de este prolífico músico cubano

Autor:

Juventud Rebelde

La vida no alcanza, alertaba hace unos días Sergio Vitier, para conocerlo todo sobre la música. Por mucho que se estudie, expresaba, rumiando a su manera, con su garbo cubano incisivo y directo, acerca de ese «arte misterioso».

No hay para la música referencias en la vida, como las hay para otras artes; la música está toda en la imaginación del hombre, y es por eso difícil valorarla—nos decía—porque es criatura de la individualidad.

Sus palabras, junto a las de Roberto Chorens, director general de la Filarmónica Nacional de Cuba, y varios destacados músicos cubanos, sirvieron de presentación formal, si es que el calificativo atrapa a Sergio, para su CD Concierto en La Habana, grabado con la Orquesta Sinfónica Nacional.

El nuevo disco de Sergio Vitier es resultado de un concierto con la Sinfónica el 9 de marzo de 2008 en el Teatro Amadeo Roldan y abarca más de 30 años de composición de este prolífico músico cubano.

Lo inician dos obras de gran belleza (Marinas I y II), interpretadas por el Duo Pro Música, melodías creadas para violín y piano. La compilación incluye también una bacheana (Bacheana Popular Cubana), homenaje de Sergio al maestro Enrique Jorrín, compuesta en los años 70. En ritmo de chachachá, y asociada con lo festivo aunque dramática, la pieza contiene un interesante contrapunteo de la viola y los segundos y primeros violines con la flauta, realmente muy difícil de ejecutar sin dejarse arrastrar por la clave cubana, explicaba Sergio.

Le siguen varias composiciones para el cine, incluida música de la película Roble de olor, y culmina el disco con dos partituras sinfónicos: Desprendimientos y Líricas, rítmicas y canciones.

«Desprendimientos es una obra llena de paisajes, de chispazos, de imaginería, escrita en un lenguaje de vanguardia», señala Sergio. «El maestro Enrique Pérez Mesa [director titular de la Sinfónica] la considera una de las obras más difíciles que ha dirigido en su vida, y así es. Porque tiene un lenguaje nada convencional—no estoy diciendo que sea buena o mala—pero sí que es difícil, compleja, dura de tocar y de escuchar, con un tipo de lenguaje y elaboración que hoy la gente no está adaptada a oír.»

Líricas (en Líricas, rítmicas y canciones) tiene una expresión muy de vanguardia, con el uso de algunos recursos «que no están en ningún libro de técnica musical», a decir de Sergio.

El disco, de 55 minutos de duración, deja el deseo de escuchar más, de volver a escuchar. No incluye guitarra, pues el concierto que le dio origen estuvo pensado «para que la orquesta brindara su lenguaje», dijo Sergio. «Aunque no he dejado de tocar la guitarra», sentenció.

El sello discográfico Autor, cuya contribución fue esencial en la aparición del disco, lo calificó como «necesario y hermoso». La producción de este material sonoro contó igualmente con el apoyo y la cooperación de la española Sociedad General de Autores y Editores (SGAE).

A la presentación acudieron personalidades de la cultura y la música cubanas como Cesar Portillo de la Luz, Marta Valdes, Jaime Saruski, José María Vitier, Natalia Bolívar, Roberto Chorens, y otros.

«El poder de convocatoria de Sergio se mide no sólo por la cantidad sino precisamente por esto, por la intensidad y espacio artístico de las personas que lo siguen», acotó Chorens, al referirse a las personalidades y los músicos que asiduamente acompañan a Sergio.

«Hay personas que nacen con el don del aglutinamiento», expresaba. «Y cuando ese don viene respaldado paralelamente por una producción tan sólida como la de Sergio, pues nos legan el concierto perfecto.»

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.