Allen, De Niro y Bertolucci: Cannes y el cine glorioso

La maratón de filmes en concurso o exhibición se inició en la mañana de este jueves. En el segmento principal sobresalen el italiano Nani Moretti (Habemus Papam); el español Pedro Almodóvar (La piel que habito) y el danés Lars von Trier (Melancholia)

Autor:

Juventud Rebelde

Cannes, 12 may (PL) Bendecido por un clima espléndido, el Festival 64 de Cine de Cannes tuvo una arrancada poderosa con tres protagonistas esenciales, los norteamericanos Woody Allen y Robert De Niro, y el italiano Bernardo Bertolucci.

De Allen se esperaba con fruición su película Midnight in Paris, fuera de concurso y escogida para la apertura de la prestigiosa cita anual con el séptimo arte. Pero la cinta rebasó las expectativas.

Dejó en claro que el irreverente realizador tiene todavía la capacidad de sorprender sin salirse de su cuerda intelectual, de comedia y reflexión acerca de inquietudes y cuestionamientos habituales en los seres humanos.

Para muchos es una postal de amor por París, pero también un homenaje a la música, la literatura y la pintura más bien del pasado y a figuras como Salvador Dalí, Ernest Hemingway, Scott Fitzgerald, Gertrude Stein o Pablo Picasso.

Si el largometraje dejó una sonrisa general de satisfacción, fueron igualmente generosos los aplausos en la presentación de la bella Melanie Laurent del presidente del jurado principal de las Palmas de Oro, Robert De Niro.

Tuvo que aguardar más tiempo de lo previsto para soltar su discurso de agradecimiento en accidentado francés. Estaba perdonado de antemano por la admiración al protagonista de Toro salvaje, Taxi driver, El Padrino II, Despertares y Analize this.

Habemus Palma de Oro, declaró Bernardo Bertolucci parafraseando con humor el título de la cinta de su compatriota Nani Moretti, Habemus Papam, una de las competidores en la ciudad de la Riviera Francesa.

Otra salva impresionante de aplausos para el director de El último emperador (nueve Oscar en 1988), Novecento, Pequeño Buda y El último tango en París, laureado con la Palma de Oro honorífica por su brillante trayectoria.

Dedicó su galardón al pueblo italiano, «que aún tiene fuerzas para luchar, criticar e indignarse».

La maratón de filmes en concurso o exhibición se inició esta mañana. En el segmento principal sobresalen además de Moretti; el español Pedro Almodóvar (La piel que habito) y el danés Lars von Trier (Melancholia).

Regresa a Cannes el norteamericano Terence Malick (La delgada línea roja), ahora con The tree of life, con Brad Pitt y Sean Penn.

En la sección paralela Un Certain Regard (Una cierta mirada), tendremos a Chile con el joven realizador Cristian Jiménez y su segundo largometrajes, Bonsai, ganador del premio de Cine en Construcción de Toulouse.

Asimismo, Juliana Rojas y Marco Dutra, de Brasil, con Trabalhar Cansa, y Gerardo Naranjo, de México, con Miss Bala, esta última con la temática del narcotráfico, la policía y los entramados judiciales.

Similar trama mostrará otra mexicana elegida fuera de competición, Días de Gracia, de Tekla Taidelli, en el apartado «Sesiones de Medianoche».

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.