Espacio propicio para sustituir importaciones - Cultura

Espacio propicio para sustituir importaciones

Ofertas de altísima calidad encuentra el público en FIART 2012, que tiene entre sus propósitos fortalecer el intercambio entre los países que integran la Alianza Bolivariana para los pueblos de Nuestra América, ALBA Cultural, y está dedicada a la provincia de Ciego de Ávila

Autor:

Aracelys Bedevia

Una amplia variedad de estilos, diseños y tendencias convergen en la XVI Feria Internacional de Artesanía FIART 2012, calificada por Rafael Bernal, ministro de Cultura, como una plataforma «que nos enorgullece». Desde que abrió al público hace más de una semana, en el recinto ferial Pabexpo, este mosaico de tradiciones y maneras de crear ha devenido espacio propicio no solo para la adquisición de piezas artísticas o utilitarias sino también para la sustitución de importaciones.

Ofertas de altísima calidad encuentra el público en FIART 2012, que tiene entre sus propósitos fortalecer el intercambio entre los países que integran la Alianza Bolivariana para los pueblos de Nuestra América, ALBA Cultural y está dedicada a la provincia de Ciego de Ávila.

Más de 15 naciones están presentes en esta fiesta de los pueblos con sus creaciones. El acercamiento a los cerca de 400 stands de este año permite afirmar que la presente edición de la Feria muestra un salto considerable en cuanto a la calidad de los diseños y terminación de los productos.

Entre los de mayor nivel sobresalen los muebles, muchos de los cuales están a la altura de lo mejor del mundo y pueden contribuir a sustituir importaciones, según declaró a JR Rafael Bernal, ministro de Cultura.

«FIART 2012 demuestra la posibilidad de proyectarnos hacia objetivos muy superiores en cuanto a la producción y creación artística», enfatizó Bernal, quien luego de recorrerla dijo que esta es un reflejo de cómo se ha ido elevando la creación artesanal.

Imposible no detenerse ante propuestas acordes a nuestra cultura y al espacio del que dispone la media del cubano, como las de los proyectos Paco y Anet, y Aldecoa. Ambos con muebles muy funcionales, nada suntuosos, de líneas rectas: sencillos pero confortables y con una visualidad contemporánea. O el de Alfonso Arte mimbre, confeccionado completamente a mano, incluido los moldeados.

Otro de los grupos en esta área es el de Los chapuserios, con muebles rústicos, tropicales y fuertes que no necesitan de cojines porque están trabajados sobre la base de la ergonomía de las personas. Sobresalen, por otra parte, Siul y Lasa, con el mobiliario de la habitación de un hotel junto a un material visual que muestra una cabaña ecológica donde el 60 por ciento es reciclable. Para su confección utilizan básicamente desperdicios de madera que actualmente se queman o botan. Los Siul esperan tenerla lista para julio del próximo año y pretenden también construir casas con marabú para ofertárselas a la población. El primer prototipo, adelantaron, se mostrará en FIART 2013.

Aun cuando cada vez se observa menos el empleo de barnices excesivos y de materiales sintéticos que no permiten la transpiración de la piel, en muchos casos predomina todavía la tendencia a copiar modas foráneas, como lo hace Blondín, ubicados en el centro de la sala y atractivos por su ostentosa imagen esnobista, o Leo y Migue, por citar algunos.

Vitrina de una artesanía valiosa

La articulación con el diseño para mostrar una artesanía de calidad es el rasgo distintivo de esta feria, a la que se ha sumado un importante número de artistas de la plástica, diseñadores de formación, ingenieros y otros especialistas con vocación para la artesanía.

«Nuestra masa de artesanos se caracteriza por trabajar a partir de una formación básica como profesionales. Es una gran ventaja que tenemos, porque favorece la elaboración de piezas de mayor calidad», aseveró el Ministro de Cultura.

Su presencia enaltece esta fiesta de la artesanía, pero es también muestra de que ante una industria deprimida ha emergido con fuerzas un pequeño grupo de productores independientes deseosos de abrirse espacio. No solo en materia de muebles sino también de tejidos, accesorios, cerámicas y otros productos que bien podrían exportarse. Tal es el caso de la colección Xero, en la que prevalecen los camiseros y blusas con cuellos tejidos en bambula, de lino, algodón y lienzo blanqueado, incorporándole generalmente bordados o tejidos a croché; o Medusa, con diseños sencillos típicamente tropicales.

Las bailarinas de Valladares Joyería, los cofres de madera del Fondo de Bienes Culturales de Holguín y las esculturas de Pauyet, creadas con cucharas y tenedores de alpaca, sobre una base de mármol o piedra, son también dignas de ser exportadas como representativos de nuestra cultura.

Sin embargo, ¿hasta qué punto podría pensarse en estas y otras propuestas de producción nacional, para sustituir importaciones, o ser exportadas cuando la escasez de materia prima sigue siendo la mayor dificultad que enfrentan los productores?

La artesanía constituye uno de los productos culturales más enraizados en la tradición y la cultura popular latinoamericana. Su riqueza expresiva es reflejo de la diversidad de los pueblos de la región, de sus costumbres, creencias y modos de vida.

Vitrina de manufacturas tradicionales y contemporáneas, FIART 2012 se mantendrá abierta al público hasta el 23 de diciembre. El Premio al Mejor exportador será entregado en la ceremonia de clausura, donde también se otorgarán los premios FIART en las categorías de Stand, Muebles, Artesanía general y Desfiles de moda. El stand que se destaque por la autenticidad de su propuesta artesanal recibirá por vez primera el Premio ALBA Cultural.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.