La amistad como símbolo de compromiso

El excelentísimo señor Herman van Hooff, director de la Oficina Regional de Cultura para América Latina y el Caribe, y representante de la Unesco en Cuba, fue condecorado este miércoles con la Medalla de la Amistad, distinción, que confiere el Consejo de Estado cubano

Autor:

Lourdes M. Benítez Cereijo

Experiencia, dedicación y compromiso fueron algunos de los elementos que distinguieron la labor del excelentísimo señor Herman van Hooff, director de la Oficina Regional de Cultura para América Latina y el Caribe, y representante de la Unesco en Cuba, quien este miércoles fue condecorado con la Medalla de la Amistad.

La distinción, que confiere el Consejo de Estado, le fue impuesta por Marcelino Medina, viceministro primero de Relaciones Exteriores de Cuba, para reconocer la incansable labor del diplomático en nuestro país por casi una década.

Rogelio Sierra, viceministro de Relaciones Exteriores, agradeció y destacó los esfuerzos de Herman van Hooff por estrechar los lazos de cooperación con Cuba, desarrollar proyectos, fortalecer los vínculos con organismos e instituciones, y ayudar a encontrar nichos financieros.

Por su parte, el representante de la Unesco, que concluye sus funciones entre nosotros, recibió la medalla como «un gran honor». Comentó que esos años de trabajo le proporcionaron muchos momentos de felicidad, y aseguró que las relaciones con la nación cubana fueron «excelentes, francas, abiertas y siempre constructivas».

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.