Días de teatro polaco

El estreno de la obra Los emigrados, del dramaturgo Slawomir Mrozek, a cargo de la Compañía del Cuartel, será una de las propuestas que el público podrá disfrutar

Autor:

Lourdes M. Benítez Cereijo

Desde hoy y hasta el 28 de septiembre, La Habana acogerá la tercera Semana de Teatro Polaco, una oportunidad para dialogar con relevantes exponentes y reencontrarse con significativas creaciones de ese quehacer escénico europeo.

Al decir del dramaturgo Reinaldo Montero, coordinador de esa iniciativa, «ese arte dejó, en los últimos 60 años, una profunda huella en la escena cubana, a partir de figuras como Jerzy Grotowsky y Tadeusz Kantor, legado que se retoma con esta semana».

Uno de los principales atractivos de la cita será el estreno de Los emigrados, del dramaturgo Slawomir Mrozek, a cargo de la Compañía del Cuartel, que se presentará mañana, en el Café Teatro del Centro Cultural Bertolt Brecht.

Mrozek —autor polaco conocido por los espectadores cubanos, ya que algunas de sus piezas han sido representadas en nuestro país, entre ellas Tango, llevada a escena por Teatro El Público— es un creador que constantemente se adentra en temas como el comportamiento humano y el poder, y en Los emigrados ese afán se evidencia a través del retrato de dos visiones y maneras de asumir la vida totalmente opuestas.

AA y XX son dos emigrantes que comparten un espacio donde malviven y que tienen en común la soledad de encontrarse en un país ajeno. El primero de ellos dice ser un emigrante político, mientras el segundo aspira solo a trabajar para ahorrar y regresar a su país. Transcurre el 31 de diciembre y el enfrentamiento entre ambos personajes se desata entre evocaciones, confesiones e infortunios.

Para Sahily Moreda, quien tiene a su cargo la dirección de la puesta en escena, Los emigrados «es una pieza con puntos de contacto con la realidad cubana». Aborda la problemática de estos dos hombres unidos por los recuerdos del lugar común que abandonaron y se sienten ahora inadaptados, mientras a su alrededor todos festejan el año nuevo.

Durante estas jornadas de teatro polaco se repondrán también Matrimonio blanco y Sonríe a tu propia cámara. La primera de las propuestas, de Tadeusz Rozewicz —vale destacar que de este autor la Compañía del Cuartel presentó la pieza El Archivo—, retorna bajo la tutela de Raúl Martín con Teatro de la Luna.

La puesta, que gozó de buena acogida por el público, rezuma sarcasmo para hablarnos de la falsedad que se esconde tras un matrimonio por conveniencia.

Posesión y sometimiento, tabúes y osadía, lo patriarcal y lo femenino…, se entremezclan en Matrimonio blanco. Respecto al texto, Raúl Martín ha manifestado que tiene la peculiaridad de abarcar todas las tendencias y posee una escritura muy contemporánea, donde «humor corrosivo, incómodo; tabúes derribados con la violencia de las imágenes sugeridas, son algunas de las “herramientas” de Rozewicz, que bebe de la tradición de un teatro polaco expresionista, farsesco, como el de Witkiewicz, Gombrowicz o Mrozek».

Asimismo, el director ha señalado que ese montaje devino intento «de gritar con libertad, de disfrutar la ruptura de los límites de una dudosa decencia, a veces preconizada desde la total impudicia, jugar a que lo poético puede estar aderezado con palabras supuestamente procaces (…)».

Por su parte, Sonríe a tu propia cámara, de Patricia Vilá, está inspirada en el texto original La sonrisa de Komelo, de Jan Klata —considerado uno de los artistas más destacados del teatro polaco de los últimos años.

La historia es acerca de unos periodistas que esperan la muerte del Papa en hoteles de Roma, al tiempo que se revela el mundo de los medios de hoy y se analiza el desempeño de jóvenes, vistos como esclavos de sus carreras. La obra demuestra la inconformidad de su autor con la realidad.

Completan el programa las conferencias Una lectura de Jerzy Grotowsky, a cargo de Desiderio Navarro (26), y Una mirada cómplice a Tadeusz Kantor, por Francisco López Sacha (27) —ambas a las 10:00 a.m., en la Sala Villena de la Uneac—, y proyecciones de teatro filmado (2:00 p.m.), en la sala Caracol. En la tercera semana de teatro, la música se suma a las propuestas culturales, pues la clausura será un concierto (28, 8:30 p.m., Maxim Rock) con exponentes del rock facturado en esa nación europea.

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.