Boloña: convite de historia y letras

Desde que fue inaugurada la 24 Feria Internacional del Libro, cientos de ejemplares son llevados a la Calle de Madera, de la céntrica Plaza de Armas, con el propósito de acercarlos al público y ofrecerles un paseo por la historia y la cultura por medio de las letras

Autor:

Aracelys Bedevia

A tinta y papel recién impreso huele por estos días la Calle de Madera, de la céntrica Plaza de Armas, en La Habana Vieja. Desde que fue inaugurada la 24 Feria Internacional del Libro, cientos de ejemplares son llevados ahí con el propósito de acercarlos al público y ofrecerles un paseo por la historia y la cultura por medio de las letras.

Publicados la gran mayoría por la editorial Boloña, vibra en cada uno el alma de la nación y de su gente a través de los siglos. Tal es el caso, por ejemplo, de Historia de la Quinta de los Molinos (Luis Abreu González), sobre una instalación que nos puede hablar del tiempo de la Colonia, pero también de épocas posteriores. Con prosa amena y elegante, su autor se refiere a los molinos de tabaco, el primer Jardín Botánico, la epidemia de cólera, el primer ferrocarril, Miguel de Tacón, la residencia de verano de los Capitanes Generales españoles, el general Máximo Gómez...

Damas de Social. Intelectuales cubanas en la revista Social (Nancy Alonso y Mirta Yáñez), ofrece, por su parte, una panorámica amplia de la producción artística de nuestras mujeres en las primeras décadas del siglo XX. Otro de los libros que palpita en la Calle de Madera es Úrsula Lambert… la singular haitiana del cafetal Angerona (Berta S. Martínez Páez). Del amor entre el hacendado alemán Cornelio Souchay, dueño del cafetal Angerona (situado en el Realengo de Cayajabos, Pinar del Río, en la actualidad Monumento Nacional) y una morena libre trata este texto. Sin apartarse de los datos estrictamente verificables, Martínez Páez construye (y también novela) la semblanza biográfica de Úrsula y su papel en el desarrollo alcanzado por el cafetal durante la segunda y tercera décadas del siglo XIX.

Está asimismo Una historia de La Habana contada por sus piedras (Jorge Sariol y el ilustrador Ángel Velazco). A las aventuras vividas por cuatro niños curiosos que realizan una fantástica excursión por la memoria de la ciudad antigua y son testigos de la evolución de algunas de sus principales edificaciones nos acerca esta historieta.

Merecido homenaje el que hacen al Historiador de La Habana las hermanas Josefina y Araceli García Carranza con los cinco tomos de Eusebio Leal Spengler. Biobibliografía. 1942-2012. El primero de ellos vio la luz en 1998 y abarcaba el período comprendido entre 1942 hasta 1997, mientras el último publicado comprende los años 2011 y 2012, para una vez más dar fe del constante quehacer por la capital y su cultura del Dr. Eusebio Leal, quien firma los libros Fundada esperanza (reeditado por la Editorial José Martí), que recoge discursos, conferencias y artículos suyos sobre las raíces de la cubanía, el patrimonio de La Habana Vieja, y La luz sobre el espejo (Editorial Nuevo Milenio), selección de discursos de ocasión o académicos, elogios, conferencias y charlas, además de una entrevista.

En materia de multimedia sobresale Por nuestro apóstol (Luis García Pascual), que compila los seis tomos de José Martí. Epistolario y una selección de Destinatario José Martí, ambos de García Pascual.

En tanto, un recorrido por La pintura abstracta en Cuba (Luis García Peraza) propone la editorial de la Oficina del Historiador de La Habana. Presentado en versión digital, el libro de Peraza agrupa cien entrevistas a artistas de la Isla: integrantes del Grupo de los Once y del Grupo de los Diez, así como a algunos de los creadores precedentes. Cada una de ellas también comprende retrato del pintor e imágenes de sus obras.

Las Nuevas tentaciones de Narciso (Onedys Calvo Noya) llegaron también a la Plaza de Armas. Escrito con fluidez y rigor académico, este ensayo explora en los últimos decenios de la plástica del patio, empeño que resulta inquietante y retador ante el panorama creativo de sus innumerables propuestas.

No podía faltar entre tanta buena oferta literaria la Guía de museos. Oficina del Historiador de la Ciudad de La Habana. Este material permite acercarse a instalaciones, entre museos y casas especializadas. También ofrece una síntesis de sus historias de fundación y desarrollo, lugar donde están ubicados, horarios de visitas, así como una descripción de las colecciones que atesoran.

Ameno e instructivo resulta también Los vikingos y otros temas navales (César García del Pino). El consagrado historiador pone en manos de los lectores ocho artículos cuyo tema es el mar, las embarcaciones y los combates navales, así como personajes que tuvieron alguna relación con estos últimos y que dejaron una huella negativa o positiva en la historia de Cuba.

Hasta este domingo habrá fiesta de letras en la Calle de Madera. Ahí, justo en los portales del Museo de la Ciudad, los asistentes podrán intercambiar con los autores de una docena de libros que aguardan por lectores interesados en ser siempre sorprendidos.

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.