Se va… se queda

Hasta el lunes 22 el público podrá disfrutar de las propuestas de la 12 Bienal de La Habana, la más grande fiesta de las artes visuales que se celebra en Cuba

Autor:

Aracelys Bedevia

Performance La perla negra, del artista Nikhil Chopra, cerca de la Plaza de Armas.

Dueña de calles, plazas, instituciones y hasta del más insólito rincón capitalino, la 12 edición de la Bienal de La Habana llegó en buena parte con ganas de quedarse. Si bien tendremos que decirle adiós a muchas de sus obras una vez que concluya el evento, otras permanecerán en las comunidades como muestra indiscutible de la impronta dejada por sus participantes.

El arte ha invadido casi todos los espacios de la ciudad. En la fachada de la Casa Editora Abril se muestra la obra Harmonious Havana, del artista Han Sungpil.

Esta bienal que mira al arte y lo piensa, como la definió Jorge Fernández, su director, ha explorado con fuerza en el tejido urbano y dejará abierto el debate en torno a cuestiones medulares de la realidad cubana. Hasta el día 22 se estará a tiempo de ver de cerca cada una de las acciones desplegadas por el malecón habanero, la fortaleza Morro-Cabaña, el parque Trillo, la comunidad Casablanca, el Pabellón Cuba, la termoeléctrica Tallapiedra… El público se ha convertido en su principal protagonista.

Impresionante resulata la estructura habitable E-14 LAM, obra del artista Candelario, construida en el patio del Wifredo Lam.

Cientos de personas han comprobado su peso en plena calle al interactuar con el proyecto itinerante We are heavy happy, del artista Lin Yilin.

Peronas filman y hacen fotos a la obra Meditation on memory, del artista Victor Ekpuk, en el Centro de Arte Contemporáneo Wifredo Lam.

Propuestas interactivas como el performance colectivo Son en señas, fueron al encuentro de un público más activo.

Comparte esta noticia



Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.