Musical caribeño con Las Estaciones

Cuento de amor en un barrio barroco subirá a escena este 23 de agosto en el teatro Cárdenas. En esta oportunidad a la agrupación se unen William Vivanco y la Orquesta Miguel Faílde, como parte de las actividades por el fin de la etapa veraniega

Autor:

Hugo García

MATANZAS.— El grupo Teatro de Las Estaciones propone a la familia un cierre de verano con el musical caribeño Cuento de amor en un barrio barroco, que subirá a escena este 23 de agosto en el teatro Cárdenas.

Según Rubén Darío Salazar, su director, en esta oportunidad a la agrupación se unen William Vivanco y la Orquesta Miguel Faílde, como parte de las actividades por el fin de la etapa veraniega y el inicio del curso escolar 2015-2016.

Cuento de amor…, comentó Darío, narra las venturas y desventuras del niño Wilo, que sale al mar desde su barrio barroco en busca de un amor imposible.

Añadió que se incluyen nueve temas musicales del reconocido cantautor santiaguero William Vivanco, los cuales completan la banda sonora de una producción caribeña con conga, balada, ritmos afro, palo haitiano, pilón, entre otros géneros.

La sonoridad, enriquecida en sus raíces multiétnicas, es interpretada instrumentalmente por la joven orquesta matancera Miguel Faílde, lo que se integra a los bailes, canciones, apreciación de títeres pequeños y gigantes, máscaras, pendones de carnaval, luces inteligentes, más una historia de amor que va de la ciudad al mar y del mar a la ciudad entre deidades afrocubanas y personajes populares, sostuvo Darío.

El teatro Cárdenas, el Gobierno Municipal del Poder Popular en la Ciudad Bandera, la Cooperativa no agropecuaria Decorarte y el Consejo Provincial de las Artes Escénicas aúnan esfuerzos para ofrecer en función única este espectáculo musical de teatro para niños, que resultó ser el más premiado en 2014.

Galardonado con el Premio Villanueva de la crítica teatral al mejor espectáculo para niños y jóvenes del año, varios de sus hacedores se alzaron con importantes reconocimientos: Rubén Darío Salazar mereció el Premio Caricato de la Uneac en dirección artística; Zenén Calero, el Rubén Vigón de diseño e Iván García el Adolfo Llauradó de la AHS al mejor actor joven.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.