Leinier Domínguez supera los 2700 puntos de coeficiente ELO

Ningún otro cubano había llegado tan lejos en el universo del ajedrez después de Capablanca

Autor:

Juventud Rebelde

Aupado por toda Latinoamérica, que le ha confiado íntegramente sus esperanzas, el Gran Maestro (GM) cubano Leinier Domínguez (2683) enfrentará este martes a su homólogo alemán David Baramidze (2569), al iniciarse la segunda ronda de la Copa del Mundo de ajedrez con sede en Khanty-Mansiysk, Rusia.

El europeo sorprendió en la primera etapa con su triunfo sobre el inglés Nigel Short (2649), pero no parece tener fuerzas para aventajar a Leinier, quien vive el mejor momento de su carrera ajedrecística. Imagínense que el habanero ha superado momentáneamente la barrera de los 2700 puntos de coeficiente ELO, tras sus dos victorias frente al ruso Alexei Iljushin (2528).

¿Cómo es posible? Pues, según los cálculos de nuestro fraterno colaborador Carlos Martínez Laporte, esos mazazos contra Iljushin le reportaron 5,8 puntos, los cuales se adicionan a los 6,9 ganados en el pasado evento zonal, celebrado en República Dominicana, y a los 4,8 obtenidos en el torneo Casino de Barcelona. Si se suma todo ello a su actual acumulado, obtendríamos un resultado de 2701. Pero todavía queda mucho trecho por andar en la Copa del Mundo, y la cifra lo mismo puede aumentar que disminuir. Sin embargo, ya es algo palpable. Ningún otro cubano había llegado tan lejos en el universo del ajedrez después de Capablanca. Sin embargo, como la vida nos da y nos quita, la alegría por la proyección de Leinier se vio ensombrecida por la actuación de nuestro campeón nacional, Lázaro Bruzón (2607), quien fue eliminado por el GM croata Zdenko Kozul (2609). Tras dividir el punto en las dos partidas clásicas, en las de 25 minutos y en la primera de cinco minutos, Bruzón perdió con blancas el segundo cotejo rápido y se despidió del certamen.

Aunque nos duele, la derrota no sorprende, pues Lazarito ha tenido un año para el olvido y en el ajedrez apenas existen las casualidades. Tendrá entonces que llamarse a capítulo y volver sobre sus pasos para ver qué está fallando, pero con espíritu autocrítico, porque lo demás no ayuda.

En general, los favoritos sobrevivieron a la primera eliminatoria, tal y como suele ocurrir en torneos de «muerte súbita», donde los de mayor abolengo debutan contra los de abajo. Así, además del triunfo de Baramidze sobre Short, solo hubo otras cuatro sorpresas: Hossain Enamul (2514), de Bangladesh, bajó del tren al ucraniano Pavel Eljanov (2691); el ruso Vladimir Belov (2587) a su ilustre compatriota Alexander Khalifman (2643); y los chinos Jun Zhao (2552) y Jianchao Zhou (2566) al indio Pentala Harikrishna (2668) y al israelí Emil Sutovsky (2655), respectivamente.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.