Hoy primer partido semifinal entre Alemania y Turquía

En 17 enfrentamientos directos, Alemania aventaja a Turquía, pues ganó 11 partidos y solo sufrió cuatro derrotas, con dos empates

Autor:

José Luis López

El técnico turco Fatih «Napoleón» Terim todavía no tira la toalla. Foto: FIFA Tras dos días de asueto, hoy rodará nuevamente el balón en la Eurocopa de Naciones de fútbol, con el primer partido semifinal entre Alemania y Turquía, en el estadio Saint Jakob Park de Basilea.

Durante la etapa preliminar, germanos y turcos fueron segundos en sus respectivos grupos eliminatorios. Y cuando en determinado momento les rondó el «fantasma» de la eliminación, ambos exhibieron sus argumentos para seguir adelante.

Alemania, líder con tres títulos en el máximo certamen europeo, cayó en su segundo partido ante Croacia y luego venció cerradamente a Austria para meterse en cuartos, donde superó a Portugal.

Para el vital duelo de hoy, entre los teutones solo es duda el lesionado volante Torsten Frings. Así, el «cerebro» del mediocampo, Michael Ballack, tratará de conectar con sus delanteros Miroslav Klose y Lukas Podolski en pos de anidar balones en la portería que deberá defender Rustu Recber.

La otra cara de la moneda es el cuadro otomano, pues entre lesionados y suspendidos apenas contará con 12 jugadores de campo, más los dos arqueros suplentes. Entonces, ¿podrá rubricar su cuarto «milagro» al hilo? La tropa del entrenador Fatih Terim consiguió increíbles «remontadas» en sus cotejos ante Suiza y República Checa, en tanto eliminó en penales a Croacia.

Lean esto: el portero titular Volkan Demirel cumplirá el segundo partido de suspensión por su expulsión ante los checos, mientras que por dobles amonestaciones tampoco alinearán Emre Asik, Arda Turan y Tuncay Sanli.

Pero hay más. El delantero Nihat Kahveci regresó a España para ser tratado de una lesión en el muslo y Emre Gungor también quedó fuera de la Eurocopa por dolores en su pantorrilla. Las restantes bajas son Servet Cetin, Tumer Metin y el capitán Emre Belozoglu. ¿De león a mono, y el mono amarrado?

En cinco participaciones en semifinales, Alemania solo tiene una derrota ante Holanda en 1988, mientras que en 1972 venció a Bélgica, en 1976 a Yugoslavia, en 1992 a Suecia y en 1996 a Inglaterra. En 1980 disputó la final al terminar como primero del grupo A.

Y en 17 enfrentamientos directos, Alemania aventaja a Turquía, pues ganó 11 partidos y solo sufrió cuatro derrotas, con dos empates.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.