El principal estratega de la escuadra cubana de boxeo confía en sus púgiles - Deporte

El principal estratega de la escuadra cubana de boxeo confía en sus púgiles

La primera gran prueba la tendrá mañana el supercompleto Robert Alfonso, uno de los dos criollos involucrados en la cartelera nocturna de la jornada olímpica

Autor:

Raiko Martín

BEIJING.— Pedro Roque, experimentado preparador y principal estratega de la escuadra cubana de boxeo, está satisfecho por el desempeño de sus cuatro discípulos que hasta el momento han escalado al cuadrilátero del Gimnasio de los Trabajadores, en esta ciudad. No obstante, está consciente de que la primera gran prueba la tendrá mañana el supercompleto Robert Alfonso, uno de los dos criollos involucrados en la cartelera nocturna de la jornada.

El mismo sorteo que dejó hoy sin acción a los peleadores de la Mayor de las Antillas, quiso que el capitalino cruce guantes por primera vez en el torneo con el ucraniano Vyacheslav Glazkov, un rival que lo venció cerradamente durante un certamen disputado hace pocos meses en la República Checa. El vigente monarca continental tendrá, junto al minimosca Yampier Hernández, la misión de mantener el paso imbatible demostrado hasta ahora por sus compañeros.

Los últimos en alzar su mano victoriosa fueron el ligero Yordenis Ugás y el pluma Idel Torrientes, ambos frente a rivales de escaso palmarés.

El santiaguero Ugás, monarca universal hace tres años en este mismo país, despachó con amplio 21-3 al argelino Hamza Kramou. En tanto, Idel tampoco afrontó mayores dificultades para doblegar holgadamente al ghanés Prince Octopus Dzanie, por 14-1.

«Estuve cauteloso durante el primerasalto, pero luego las cosas fueron saliendo como quería, desapareció la presión, y pude obtener la victoria. Estoy seguro de que puedo salir adelante», confesó Idel a la prensa poco después de concluir el combate.

En general, las demostraciones de los cubanos han sido contundentes, pues han recibido apenas nueve golpes, sumados el recibido por el ligero welter Roniel Iglesias y los cuatro apuntados al mediano Emilio Correa, los otros dos ganadores en la justa.

Si bien es cierto que los oponentes no han sido exigentes, sobre el ring se han visto en buena forma. «Hasta ahora las expectativas que traíamos, se han cumplido», asegura Roque. «Todos tienen mucho entusiasmo, están preparados psicológicamente y son conscientes de que pueden obtener buenos resultados. Eso los motiva mucho», añadió.

Así, sin la presión de sentirse favoritos, pero con el compromiso de comportarse a la altura de sus predecesores, los boxeadores cubanos encararán las complicadas batallas que están por llegar. Y a pesar de su juventud, a fuerza de golpes se van ganando la confianza.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.