Rolando Cepeda Abreu, otra esperanza del voleibol cubano - Deporte

Rolando Cepeda Abreu, otra esperanza del voleibol cubano

El joven debutó el año pasado con el equipo nacional de adultos en el certamen que Cuba ganó en Brasil

Autor:

Ricardo Quiza

Nuevas caras se entrelazan con jóvenes ya experimentados en la selección masculina de voleibol de Cuba. El grupo se propone regresar al escenario olímpico y tendrá su primera aventura internacional, en el ciclo que se inicia, con la venidera Liga Mundial.

A punto de concluir la contienda local con los programas de play off —de cinco juegos a ganar tres, desde este lunes en la sala Kid Chocolate—, los colectivos técnicos de las preselecciones nacionales dan los toques finales a sus elencos.

Rolando Cepeda Abreu tiene solo 19 años y es un gran prospecto del voleibol cubano. Foto: Franklin Reyes Aprecio que un importante cambio se vislumbra en la ofensiva de los varones, lo cual pudiera situar como jugador opuesto al zurdo de Cabaiguán Rolando Cepeda Abreu, quien tiene solo 19 años y 1,98 metros de estatura.

Su accionar con Capitalinos justifica los méritos acumulados en las filas de cadetes y juveniles, que lo llevaron a debutar en septiembre pasado con el equipo nacional de adultos. Y el estreno fue por todo lo alto, pues Cuba ganó la Copa América celebrada en Brasil.

—¿Por qué te gusta ser un atacador opuesto?

—Es una posición fuerte y requiere de mucha técnica, se considera un punto clave en el equipo. Normalmente, quien juega de opuesto ya ha pasado por la responsabilidad de atacador auxiliar.

—¿Ser zurdo da ventaja en el ataque?

—Bloquear a un zurdo es complicado. Soy ambidextro, en la pelota bateo a la derecha, pero en el voleibol siempre utilizo la izquierda.

Recuerdo que en Rabat, la capital de Marruecos, conversé hace dos años con el entonces cadete Rolando Cepeda Abreu, un niño infiltrado en una categoría superior (la juvenil). Entonces me dijo que se embulló a practicar el deporte de la malla alta por sugerencia de su mamá, María Luisa Abreu, quien fuera baloncestista.

Cepeda debutó en los Juegos Escolares Nacionales a los ocho años, en 1997, y se mantuvo en esas lides hasta 2005. Su equipo espirituano siempre logró medallas.

—¿Qué ocurrió después de Marruecos?

—Competí en el Campeonato Mundial de Cadetes en México y en el 2008 conquistamos la medalla de oro en el torneo NORCECA juvenil de El Salvador. Allí nos clasificamos para el mundial de este año en la India. Además, obtuve los premios individuales de mejor jugador y atacador.

Rolando ha tenido una carrera vertiginosa. Debutó internacionalmente en República Dominicana (2006), en un torneo NORCECA de cadetes ganado por Cuba. La segunda incursión en predios foráneos tuvo lugar en los Juegos del ALBA, en Venezuela, donde los jóvenes al mando de Juan Carlos Gala también regresaron con sus preseas doradas al cuello.

—¿Cómo ves ahora al equipo Cuba?

—Mejor que el anterior y con mucha sangre joven. Somos uno de los equipos con menor promedio de edad a nivel mundial.

—Me dijeron que te preguntara si tienes novia

—Sí (sonríe). Se llama Yudith Pumariega de León, de Cienfuegos. Es atacadora auxiliar e integra la preselección nacional femenina.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.