Christian Namús: ¿Nocaut a la injusticia? - Deporte

Christian Namús: ¿Nocaut a la injusticia?

La invicta pugilista uruguaya aplazó indefinidamente su pleito por el título mundial absoluto frente a la colombiana Liliana Palmeiras. Ello provocó la crítica de periodistas y magnates

Autor:

José Luis López

La crónica deportiva de Uruguay y varios países sudamericanos se regodea por estos días con la boxeadora Christian Namús, conocida en el argot de las 12 cuerdas como «Bombón asesino», por su belleza física y potente pegada.

La invicta pugilista uruguaya, campeona mundial sub 21 años de la categoría superligero, aplazó indefinidamente su pleito por el título mundial absoluto frente a la colombiana Liliana Palmeiras, previsto para el 16 de mayo. Y ahí mismo impactó sobre ella, cual brusco rectazo al mentón, la crítica de la prensa y de los magnates del cuadrilátero.

Namús refirió que tomó tal decisión debido a que los empresarios, sin su consentimiento, organizaron la pelea y vendieron los derechos de transmisión a la cadena televisiva internacional HBO y a la uruguaya VTV.

Al parecer, la bella y combativa chica precisa de «más horas de vuelo» para codearse con los agentes y especuladores de ese disciplina.

En ese inescrupuloso ámbito no trasciende la práctica del deporte como vía para desarrollar un ser humano más saludable. Y especialmente en el boxeo, el dinero, cual poderoso y certero oponente provisto del mejor gancho de derecha o swing de izquierda, le lleva ventaja al arte combativo. Se procura ganar al precio que sea necesario y no importan los medios cuando de engordar las arcas personales se trata.

Como la talentosa pugilista, decidida a exigir que la respeten, no ha respondido a las innumerables llamadas de esos promotores del ring, Nicolás Cetrato, director de Infraestructura del Ministerio de Turismo y Deporte e interventor designado por el Gobierno uruguayo como presidente de la Federación Uruguaya de Boxeo (FUB), está tratando de dirimir el conflicto.

«Mantuvimos una reunión con ambas partes, intentando una solución y que la pelea se lleve a cabo, porque es una posibilidad histórica para Uruguay», expresó Cetrato (téngase en cuenta que Uruguay nunca ha tenido un campeón mundial de boxeo).

Pero más allá del esperado enfrentamiento entre ambas pugilistas, Namús dijo librar fuera de los cuadriláteros otro combate, esta vez contra la injusticia y la corrupción.

«Como profesional y referente del deporte de mi país, actúo en defensa de la integridad física y una mejor calidad de los promotores», señaló la joven, quien en las últimas semanas también tuvo discrepancias con sus representantes y decidió sustituirlos.

«Me siento como mujer y deportista cada día más fuerte para pelear dentro y fuera del ring, ante todo y todos los que de alguna manera manchan la integridad de los uruguayos», agregó la joven en un reciente comunicado. «Por eso decido dar este K.O. a la injusticia y la corrupción en nuestro deporte», destacó Namús, quien tiene el apoyo del programa K.O. a las drogas, que impulsa el presidente uruguayo Tabaré Vázquez desde el año 2005.

Consecuente con esta posición, la púgil también aplazó una pelea ante la estadounidense Nicole Wood, prevista a realizarse en una velada en Montevideo en la cual se rindió homenaje a dos ex pugilistas de talla extra: nuestro tricampeón mundial Teófilo Stevenson y el panameño Roberto «Mano de Piedra» Durán. Ambos ídolos sostuvieron charlas con jóvenes uruguayos, en las cuales los exhortaron a practicar deportes y estar listos para propinarle un supersónico fuera de combate al uso de las drogas.

Comparte esta noticia

Enviar por E-mail

  • Los comentarios deben basarse en el respeto a los criterios.
  • No se admitirán ofensas, frases vulgares, ni palabras obscenas.
  • Nos reservamos el derecho de no publicar los que incumplan con las normas de este sitio.